Inicio»Carmen»Lluvias, esperanza de ganaderos: Aguilar L.

Lluvias, esperanza de ganaderos: Aguilar L.

0
Compartidos
Google+

Las intensas lluvias de las últimas semanas que se han registrado en algunos puntos de la geografía campechana y por tanto, en el municipio de Carmen, han favorecido a los ganaderos de la región de Sabancuy, para que puedan recuperar del hato ganadero, el cual, estaba padeciendo los efectos de la sequía que por varios meses se dejó sentir, misma que propició la muerte de animales que no soportaron el calor, informó Miguel Aguilar López, ex presidente de la Asociación Ganadera de esta comunidad.

Indicó que la sequía fue intensa, lo que generó una baja del cinco por ciento del total de cabezas de ganado, lo que representa a 15 mil animales; puesto que fallecieron al no soportar las intensas temperaturas que trajo consigo la falta de agua y comida, sobre todo, el intenso sol secó los jagüeyes y zonas de pastizales.

Sin embargo, pese a lo trágico que pudiera parecer el número de animales muertos, no resultaron ser tan graves las afectaciones al hato ganadero en comparación con años anteriores, pues recibieron el apoyo necesario y en el momento oportuno, de las autoridades de la Secretaría de Agricultura, Ganadería, Desarrollo Rural, Pesca y Alimentación (Sagarpa), comentó.

MELAZA

Asimismo, argumentó que tuvieron el apoyo por parte de las autoridades del Gobierno del Estado, quienes les proporcionaron cuatro mil toneladas de melaza, aunque esto resultó ser sólo un paliativo que les permitió de algún modo contrarrestar los efectos de la sequía tan severa por la que atravesaron, pero no por ello se logró evitar la pérdida de ganado que hoy en día lamentan, pues el apoyo fue insuficiente entre el gran número de productores, cuya economía resultó afectada.

Destacó que todo ello ocasionó principalmente la pérdida de cuando menos 800 cabezas de ganado, tal es el caso de los becerros, ya que las condiciones físicas no les permitieron soportar las afectaciones del intenso calor; afortunadamente, con las primeras lluvias la recuperación del hato ganadero ha sido notable, los jagüeyes comienzan a recuperarse del agua y los pastizales crecen más rápido.

El ex presidente de la Asociación Ganadera de Sabancuy subrayó que las lluvias no han podido llegar en mejor momento, por lo que ahora compete a los ganaderos trabajar intensamente para que la producción pueda recuperarse y por consiguiente, se refleje en la economía.

Noticia anterior

Delincuencia en alta mar harta a ribereños

Siguiente noticia

Leones devora a Guerreros

76 Comentarios