Inicio»Carmen»Falsa amenaza de bomba en Sabancuy

Falsa amenaza de bomba en Sabancuy

0
Compartidos
Google+

SABANCUY.— Una amenaza de bomba alertó a los elementos de las corporaciones policiacas, Marina y Ejército, lo que propició el cierre del parque principal Miguel Hidalgo y Costilla, y tras cinco horas se constató que se trató de una broma, pues los supuestos explosivos “sembrados” eran botellas de plástico rellenas con arena.

De acuerdo a testigos presenciales, pocos minutos después de las 12:00 horas, los ocupantes de una camioneta color negra con vidrios polarizados dejaron las botellas rellenas con arena en una de las bancas del kiosco del parque y una hoja de papel, que no se determinó si había escrito algo.

Por lo que marcaron al 911 para avisar a las autoridades policiacas, quienes tras confirmar la presencia de los objetos sospechosos y la hoja doblada, dieron parte a sus superiores a quienes le ordenaron acordonar toda la zona y retirar a las personas como medida de prevención.

Los elementos policiacos de la villa delimitaron el área y cerraron las calles Marina y Manuel J. López Hernández, de la zona Centro, ubicado frente al edificio de la Junta Municipal.

Asimismo, el personal del Centro de Salud fue desalojado, así como también la improvisada terminal de camiones que se ubica enfrente del parque, e incluso se ordenó prohibir la venta de gasolinas en la única estación de servicio de la villa, que se ubica a más de un kilómetro de distancia del lugar del incidente.

Poco después de las 12:30, llegaron elementos de la Dirección de Seguridad Pública, de la Policía Estatal Preventiva y de la Vicefiscalía Regional, más tarde arribó un contingente de la Secretaría de Marina Armada de México y a eso de las 16:36 horas,  40 elementos del Ejército Mexicano.

El personal especializado del Ejército le bastó pocos minutos para determinar que todo era una broma y que los artefactos que presuntamente detonarían en cualquier momento, no era otra cosa que simples botellas de plástico rellenas con arena de playa.

Cabe señalar que un oficial de alto rango del Ejército recriminó la broma, lo calificó de muy mal gusto, ya que se movilizó a 40 soldados y vehículos castrenses desde su base en Escárcega, además de la Marina y corporaciones policíacas, que representó un gasto que se podría utilizar en caso de una verdadera emergencia.

Noticia anterior

Proyecto turístico, sin permiso de la SCT

Siguiente noticia

Ni a la Virgen respetan