Inicio»Carmen»Podría edil parar en la cárcel por evadir el ISR

Podría edil parar en la cárcel por evadir el ISR

0
Compartidos
Google+

El alcalde Pablo Gutiérrez Lazarus comete un delito de defraudación fiscal de resultar cierta la observación de la Auditoría Superior del Estado de Campeche (Asecam) en el sentido de que debe 20 millones de pesos por omisiones del pago del Impuesto Sobre la Renta (ISR) correspondiente al ejercicio 2015, incumplimiento que se castiga con cárcel.

Externó lo anterior el síndico administrativo del Ayuntamiento, Alberto Rodríguez Morales, al determinar que esta omisión no es la única en la que incurre el edil, su falta de transparencia y rendición de cuentas se aplica en todos los procesos que tienen que ver con el manejo de las cuentas públicas.

“Para ello tiene a sus cómplices, la tesorera municipal, Ligia Patricia Castillo Góngora y los regidores panistas afines, quienes le hacen el ‘caldo gordo’ al munícipe”, señaló.

Insistió en que la defraudación fiscal que contempla el artículo 108 del Código Fiscal de la Federación se castiga con cárcel y si no lo sabe el alcalde Gutiérrez Lazarus, debe pedir asesoría.

Indicó que acá el Sistema de Administración Tributaria (SAT) es muy tibio con los funcionarios implicados en la omisión del pago de dichos gravámenes y no deben esperar a que ya se haya ido de la administración pública que encabeza para buscar culpables.

“Al edil le faltan ocho meses para terminar su encargo y tanto él como los funcionarios de primer nivel siguen en su postura de infringir las leyes, al negarse de manera sistemática, de entregar cuentas claras”.

“Sólo presentan un balance general de los recursos erogados, pero no entregan las subcuentas para saber a quién, cómo y cuándo se pagaron y porque conceptos. Inclusive muy pocos sabían de las obligaciones fiscales ante el SAT del ISR que no han sido cubiertas”.

“Pero en los recibos de nómina de los trabajadores municipales si aparece el descuento de dicho impuesto que se les aplica cada quincena y en todas las prestaciones que han obtenido durante el año”, reiteró.

Además de acuerdo a las observaciones emitidas por la Asecam, la Comuna adeuda 20 millones de pesos de ISR, por lo que estableció que tanto el alcalde como la tesorera Castillo Góngora, son los responsables directos.

Recalcó que mientras los regidores y síndicos leales a Gutiérrez Lazarus lo apoyan en su política de opacidad en el manejo de las cuentas públicas, se mantendrá un ambiente negativo para la administración pública y podría darse el caso de que la Comuna sea sancionada con embargos de bienes o en su caso, denuncias penales en contra de los funcionarios culpables.

Por otro lado, dio a conocer que Zobeida de Lourdes Torruco Sélem, contralora municipal, por órdenes del alcalde se niega a mostrar el documento de observaciones entregado por la Asecam a los regidores priístas.

Noticia anterior

Prepárate para ver la lluvia de estrellas el 21 de octubre

Siguiente noticia

Denuncian a ebrio por matar a perro