Inicio»Carmen»Hunde alcalde a comerciantes

Hunde alcalde a comerciantes

0
Compartidos
Google+

Es lamentable que el Ayuntamiento que preside el panista Pablo Gutiérrez Lazarus, en lugar de crear iniciativas para apoyar las inversiones y la generación de empleo, haya optado por colocar en el precipicio a unos, hundir a otros y propiciar la quiebra o la clausura de los establecimientos, afirmó el presidente de la Cámara Nacional de la Industria de la Transformación (Canacintra), Manuel Antón Pérez.

El terrorismo fiscal emprendido por la Comuna contra el sector empresarial asentado en la Isla, está ocasionando la reacción de las cámaras para crear un frente común y frenar el acoso.

La autoridad municipal, dijo, lacera la economía de los comercios que atraviesan una de sus peores crisis financieras por la lamentable política de persecución o “cacería de brujas” del imberbe panista.

El líder empresarial aseguró que ha escuchado el reclamo de los socios de la Delegación Carmen de la Cámara Nacional del Comercio Servicios y Turismo (Canaco Servytur), quienes buscarán ampararse en los próximos días contra el cobro del permiso de “carga y descarga de diversos materiales en la vía pública”, que es una de las medidas recaudatorias del edil, y que golpea al gremio organizado.

El Gobierno Municipal aprovecha la ambigüedad de la ley emitida en 1996, y que sólo se aplicaba en ese entonces a los camiones de volteo que transportan grandes y pesadas cargas de material, que pudieran dañar el asfalto de las calles, y que al prever ese inconveniente se les cobraba por su paso, expuso.

Pero ahora el impuesto de 600 pesos se exige de forma diaria a todos los transportistas de reparto, ya sea de camionetas pequeñas o camiones grandes, algo que no aceptan los empresarios y comerciantes.

Sobre todo que Gutiérrez Lazarus usa una laguna legal en la Ley de Ingresos, pues allí no se informa de manera clara el tiempo en que debe cubrirse el pago, es decir, no informa si las cuotas eran diarias, mensuales o anuales.

El alcalde manejo a su libre criterio la aplicación de ese impuesto municipal, lo que no es justo ni equitativo y está desapegado de la realidad que se vive en la ciudad desde hace dos años.

 

NO HAY DIÁLOGO

Antón Pérez indicó que lamentablemente no existe ningún tipo de acercamiento por parte del munícipe, para buscar en conjunto una solución al cobro de impuestos que no laceren a los emprendedores y que el municipio no se quede sin percibir una justa retribución fiscal.

Sabemos de la situación que se vive en la actualidad. No hay economía para solventar un impuesto más, hemos hecho un llamado al Congreso del Estado de Campeche para analizar la nueva Ley de Ingresos, que pretende aniquilar toda industria con el cobro de rigurosos y ostentosos gravámenes, subrayó.

En 2018, de aprobarse la ley emanada de la Tesorería municipal que encabeza Ligia Patricia Castillo Góngora, será un año mucho más complicado para el sector, que espera el diálogo para detener toda acción de hostigamiento contra quienes mantienen en movilidad la economía del Carmen, y a fin de que se dejen de aplicar acciones que lejos de impulsar cualquier tipo de proyecto de inversión para la Isla, la alejan.

Noticia anterior

Muere DJ en derrumbe de escenario durante festival

Siguiente noticia

Instalan “Bazar Navideño”