Inicio»Carmen»Incumple Junta de Conciliación a extrabajadores

Incumple Junta de Conciliación a extrabajadores

1
Compartidos
Google+

Extrabajadores de Oceanografía se manifestaron ayer durante dos horas en las oficinas de la Subsecretaría del Trabajo y Previsión Social, en protesta porque el presidente de la Junta de Conciliación y Arbitraje, Javier Ignacio Chérrez Sierra, no les entregó copias de los laudos.

Pancartas en mano, siete exobreros liderados por Elías Marín Moguel y Rafael Serrano Frías llegaron al inmueble a las 9 de la mañana.

Fueron atendidos por la subsecretaria de Trabajo, Susana López Díaz, quien aseguró que hay atención adecuada, e incluso ya fueron entregadas las primeras 10 copias de expedientes, pero no pueden descuidar el proceso de los otros siete mil expedientes que hay en la dependencia.

Prometió que la próxima semana quedarán atendidos los 175 exobreros de la naviera que pidieron copias de sus expedientes, y que antes que termine el año debe ofrecer resolución de todos los casos.

Serrano Frías recriminó la falta de interés de Chérrez Sierra en cumplir el compromiso del secretario de Trabajo, Jorge Radamés Romero Book, de entregar ayer todas las copias de los expedientes.

López Díaz indicó que no pueden detener el trabajo de la Junta para enfocarse de manera específica en el caso de los exobreros de Oceanografía, pues sólo hay 11 empleados para hacer frente a las diligencias, desde audiencias hasta la entrega de documentos que requieran abogados que llevan casos ante la Junta.

A las 11 de la mañana los siete extrabajadores y los dos representantes se retiraron, en espera de que en los próximos días haya avance en la atención a sus peticiones.

 

EXPROPIARÍAN EMBARCACIONES

Elías Marín Moguel, exobrero de la naviera, informó que la Secretaría de Marina (Semar) emitió oficio dirigido a Amado Yáñez Osuna exigiendo el retiro de los cuatro barcos varados y el barco semihundido, Caballo Eclipse, de la Bahía de Carmen.

Si para mayo no se ha dado cumplimiento a la exigencia de la Semar, las embarcaciones pasarán a ser propiedad del Estado mexicano, que decidirá su destino: licitación para el deshuese de las unidades o venta a compañías que quieran rescatarlas.

Esto generó nerviosismo en los exobreros, pues no saben qué pasará con sus laudos ganados y demandas en trámite ante la Junta, si los barcos son decomisados por el Gobierno Federal.

 

Noticia anterior

Organizan Expo Relevos del Campo; es actividad piloto

Siguiente noticia

Coronan a representante de Mexicana Universal