Inicio»Carmen»Oceanografía, beneficiada en los gobiernos de Fox y Calderón, señala Celaya

Oceanografía, beneficiada en los gobiernos de Fox y Calderón, señala Celaya

0
Compartidos
Google+

Durante los gobiernos panistas, Pemex Exploración y Producción (PEP) otorgó 106 contratos a Oceanografía, S.A. de C.V., que equivalen a 45 mil 986 millones de pesos, por lo tanto, su dueño Amado Yáñez Osuna fue de los beneficiados en esos gobiernos federales, y hoy pretende engañar poniéndose la careta de morenista.

Afirmó lo anterior Joel Celaya León, representante de extrabajadores de la naviera, al calificar de tragicómica la campaña iniciada hace unos días por el empresario a través de Twitter, con el objetivo de crearse la imagen de samaritano, de “buen patrón” y pagador con sus proveedores, además de echarle porras al nuevo Gobierno Federal, pero no engaña a nadie.

“Para probar los vínculos de Yáñez Osuna con el Partido Acción Nacional, es suficiente consultar el portal de Obligaciones de Transparencia de Pemex, donde se hace evidente que 2008 y 2012 fueron los años en que mayores beneficios recibió la naviera”.

En 2008 obtuvo 20 contratos con valor de 12 mil 439 millones de pesos, y en el último año de Felipe Calderón Hinojosa fueron 25 por 11 mil 75 millones de pesos. Fueron lo mismo para ofrecer servicios de transporte que para vender un barco procesador.

También brindó rehabilitación de ductos submarinos, instalación y rehabilitación de plataformas, construcción de gasoductos, amarre de buques y apoyo a perforación de pozos, entre otros.

Todos los contratos alcanzan cifras millonarias. El de menor valor, con número 418235812, fue de 27 millones 400 mil pesos, mientras el más elevado —428237849— casi alcanzó los cinco mil millones, por concepto de montaje de equipos y estructuras diversas, adecuaciones estructurales y servicios de apoyo a la operación en las instalaciones de PEP.

Gracias a Fox y Calderón, Yáñez Osuna amasó fortuna incalculable, y su codicia no tiene límite porque elevaba sus utilidades a costa de los trabajadores, a quienes siempre tuvo en condiciones inhumanas, apuntó.

Aunque en sus años dorados la naviera recibía sumas multimillonarias de Pemex, la alimentación de los tripulantes de sus embarcaciones era precaria.

A veces pasábamos una semana comiendo sólo sopa de cebolla con tortilla remojada, pues no enviaban el barco proveedor, aunque en el puente de mando había manjares para el capitán y personal de Pemex, que estaba como apoyo, finalizó el exempleado.

Noticia anterior

Romero llegaría hoy a la ciudad

Siguiente noticia

“Roma” de Alfonso Cuarón es nominada a tres Globos de Oro 2019