Inicio»Carmen»Prevalece división en sucesión sindical

Prevalece división en sucesión sindical

1
Compartidos
Google+

Quienes buscan apropiarse de la dirigencia nacional del Sindicato de Trabajadores Petroleros de la República Mexicana (STPRM) lo hacen por tener el poder, olvidándose de impulsar la transformación y la unidad del gremio, provocando que los cómplices del exsecretario general, Carlos Romero Deschamps, sigan teniendo el control de la agrupación.

Manifestó lo anterior, Raúl Drouaillet Patiño, coordinador nacional de Petroleros y Ciudadanos del Sureste, al lamentar que ahora sólo pueda visualizarse una disputa, que a la larga favorecerá a las ‘huestes’ del cacique petrolero.

En la actualidad más de siete personajes del gremio petrolero han levantado la mano para buscar la Secretaría General del STPRM, que deja vacante Romero Deschamps, sin embargo, están divididos y confrontados, no lograrán la fuerza que se necesita para sacar a la mafia petrolera de este gremio, recalcó.

Recordó que en las 36 secciones petroleras del país, se encuentran apertrechados los secuaces de Romero Deschamps, a través de los cuales mantiene en control y manejo del STPRM, por lo que tras las modificaciones a la ley, corresponde a los trabajadores de base de Pemex, exigir que se cumpla con ello y unirse para sacar a esa mafia.

“Veo con preocupación que sólo existe una lucha por el poder, no hemos avanzado en la construcción de un bloque de unidad, que permita sacar a estos delincuentes de cuello blanco del sindicato. Es necesario promover una nueva manera de trabajar en favor de los obreros”, agregó.

Drouaillet Patiño sostuvo que mientras los diversos grupos disidentes del STPRM continúan con la disputa por el poder, los cómplices de Romero Deschamps se están poniendo de acuerdo y se pertrechan para mantener el control absoluto.

Al paso que vamos y de entrada a los procesos previos para nombrar al sucesor de Romero Deschamps, los lídercillos que están en todas las secciones están buscando imponer al que pueda cubrir todas sus corruptelas, señaló.

“El presidente Andrés Manuel López Obrador ha sido muy claro al manifestar que desde el Gobierno de México, no intervendrá para imponer a ningún dirigente sindical, que se han hecho la modificaciones a la Ley Federal del Trabajo y corresponde ahora a la base de trabajadores promover, pero no vemos que se esté haciendo”, dijo.

Tomar las riendas del sindicato por la vía democrática no es una tarea fácil, pero sin unidad y solamente con la visión de poder que traen algunos “candidatos” se camina al fracaso, adelantó.

Lamentablemente la división que persiste entre los grupos disidentes en la disputa de la Secretaría General del sindicato, sólo beneficia a los secuaces de Romero Deschamps, quienes se frotan las manos para imponer a un sucesor sumiso, mencionó Drouaillet Patiño.

Noticia anterior

Pemex cubre pagos atrasados: Fuentes

Siguiente noticia

Incumple Petróleos incrementar el salario