Inicio»Deportes»El mejor libra por libra

El mejor libra por libra

0
Compartidos
Google+

El boxeador estadunidense Floyd Mayweather Junior se llevó la “pelea del siglo” al vencer por decisión unánime al filipino Manny Pacquiao, en el MGM Grand Arena que se rindió y apoyó al “Pacman”.

Además de defender los títulos welter del Consejo Mundial de Boxeo (CMB) y Asociación Mundial (AMB), el vencedor se llevó el de la Organización Mundial y de paso el “cinturón esmeralda” que entregó el organismo verde y oro.

Leo Santa Cruz debió trabajar más de la cuenta para vencer por decisión unánime al también mexicano José Cayetano, quien fue valiente y aguantó todos los envíos del vencedor, que sigue invicto.

En la contienda coestelar de la función “Mayweather-Pacquiao”, el toque mexicano lo pusieron Cayetano y Santa Cruz, quien no pudo noquear, pero se quedó con el triunfo con idénticas puntuaciones de 100-90 luego de diez episodios.

Aunque llegó como víctima, Cayetano dejó ver en los primeros minutos que sería un rival complicado para Santa Cruz, no evitaba el intercambio de golpes, pero era quien salía con la peor parte.

La potente pegada del campeón supergallo del Consejo Mundial de Boxeo (CMB) fue notoria para dominar la pelea, pero el de Tijuana confirmó que sí estaba preparado para una contienda de este calibre, pues resistió los embates del favorito.

En diversas ocasiones Santa Cruz puso contra las cuerdas a su rival y lo castigaba, pero éste pudo salir de todas y hasta se dio tiempo para impactar algunas veces a su oponente, quien nunca perdió el control del combate.

El ucraniano Vasyl Lomachenko dio una exhibición y defendió su título pluma de la Organización Mundial de Boxeo (OMB), tras imponerse al puertorriqueño Gamalier Rodríguez por nócaut técnico en el noveno raund.

En el episodio de estudio, Rodríguez se vio mejor, pero en el segundo comenzó a meter golpes bajos que le fueron señalados por el réferi, quien en el quinto y octavo le bajó puntos por tal situación.

Ya con el control de la pelea, en el cuarto giro comenzó el show del ucraniano, quien impactó en repetidas ocasiones el rostro del boricua, incluido un upper de derecha que fue festejado en las gradas, las cuales poco a poco se iban llenando.

Rodríguez, quien se vio rebasado por la velocidad de Lomachenko, se defendía con amarres cuando era exigido, pero eso no importaba al campeón, quien no dejaba de soltar golpes en ningún momento. Era total dominador.

Noticia anterior

Ingresan 80 mdp al erario por Tenencia

Siguiente noticia

Paulino Medina, maestro del pincel