Inicio»Deportes»Reglamento, mal necesario en ‘20 de Noviembre’

Reglamento, mal necesario en ‘20 de Noviembre’

0
Compartidos
Google+

“Quien guste utilizar las instalaciones deportivas, como la Unidad Deportiva ‘20 de Noviembre’, debe hacerlo cumpliendo con el reglamento establecido por el Instituto del Deporte de Campeche (Indecam), quien está a cargo de las mismas, que tiene el propósito de llevar un control adecuado que permite hacer más eficiente el funcionamiento de las mismas”.

Román Aguilar Alvarado, quien fuera coordinador de instalaciones del órgano rector del deporte en el Estado, detalló que este reglamento es para que el deportista haga un uso responsable de las instalaciones, pero también permite llevar un control para el cuidado de todo lo que hay al interior de la misma unidad deportiva.

En el caso de la Unidad Deportiva “20 de Noviembre”, dicho reglamento está colocado en la entrada principal del espacio deportivo, a la vista de todos los usuarios, y resalta que los usuarios que quieran formalizar el uso de las instalaciones deportivas deberán elaborar una solicitud por escrito con un mínimo de 15 días de anticipación, especificando el nombre del evento, número de equipos, fecha y horario, así como identificar a quien será el responsable general.

Una vez obtenido el permiso, este deberá ser presentado al administrador de la unidad deportiva, y atenerse a los horarios y días para el que se le autorizó el uso del espacio, dentro de los horarios establecidos, que van de 6 de la mañana a las 23 horas, de lunes a viernes, y de 7 de la mañana a 19 horas los sábados y domingos.

Además de mantener buena conducta, prohiben ingresar bebidas alcohólicas, como también obliga reparar cualquier daño que la instalación pudiera sufrir.

Aguilar Alvarado ejemplificó la necesidad de llevar este control, pues se han detectado con anterioridad daños no sólo en las canchas, luminarias o tableros, sino también en los baños que están en el interior de la unidad, por lo cual se evita puedan ser utilizados por personas que no estén entrenando o practicando alguna actividad deportiva.

Noticia anterior

Apicultores yucatecos, en aprietos económicos

Siguiente noticia

Superan la báscula