Inicio»Espectáculos»Tanicho homenajea a Wilde

Tanicho homenajea a Wilde

0
Compartidos
Google+

“De profundis”, de Óscar Wilde, interpretada por el actor mexicano Francisco Sobero “Tanicho”, cerró el Festival de Monólogos del Sureste, celebrado en el Teatro “Juan de la Cabada”, los días 5 y 16 de marzo.

El multipremiado actor en el Festival de Pequeño Formato de Miami, con una carrera artística de más de 40 años, hizo de la larga epístola de cincuenta mil palabras (225 páginas) “De profundis”, la adaptación del monólogo que presentó ante los campechanos.

El texto describe un viaje espiritual en la prisión de Reading, que en realidad es un pedido de auxilio, un grito de dolor en contra de la insensibilidad del mundo y de la falta de amor. Un texto que surge desde el desaliento y la degradación.

Un entarimado de tres niveles simulaba ser su celda, velas encendidas eran la luz que iluminaba los recintos, pues en el siglo XIX no tendrían energía eléctrica en la mazmorra donde se sentía el goteo de la cera y muy suavemente, algunos sonidos de fondo… como de ratas.

Con esto y toda la fuerza de su talento artístico, Tanicho dejó fluir las palabras desde lo profundo de su ser.

Lágrimas a la luz del fuego se dejaron ver, la voz de dolor de Óscar Wilde, encarnado en “Tanicho”, sufriendo desde su encierro.

El que da amor llora desde su oscuridad tras la desventura de haber caído sobre él los más bajos sentimientos humanos: el odio y los placeres sexuales desenfrenados.

Tras el descenso del clímax de la obra, momentos en que apagaba las velas y emitía los razonamientos conclusos de su epístola, Tanicho se quemó la mano con la cera que caía de la veladora, dolor que ocultó o que se mezcló con los penosos gestos que hacía de Wilde.

De esta manera, con una interpretación magistral, Tanicho cerró con broche de oro el Festival de Monólogos del Sureste.

El maratón teatral se caracterizó por la presentación de excelentes guiones y actuaciones con una baja asistencia del público, pero eso sí, muchos aplausos.

Brillaron por su ausencia los teatreros locales, en especial, los que en los últimos tiempos están estudiando este arte y realizando montajes con cierta frecuencia.

Noticia anterior

Deben cumplir con el SAT, pero sin Internet

Siguiente noticia

Enlace nupcial de Alejandra y Sebastián