Inicio»Local»No hubo negligencia en hospital

No hubo negligencia en hospital

0
Compartidos
Google+

Ramón Martínez Olivares, director de Atención Médica de la Secretaría de Salud, descartó negligencia en el caso del bebé de siete meses que falleció el pasado domingo en el Hospital General de Especialidades “Dr. Javier Buenfil Osorio”, y afirmó que llegó con un cuadro severo de deshidratación a causa de una infección gastrointestinal.

El bebé tenía antecedentes de desnutrición moderada, pues nació prematuro y con apenas 800 gramos de peso, lo que le dejó secuelas, aseguró. Al hospital llegó con choque séptico y deshidratación severa y acidosis metabólica.

“El bebé llegó en tan malas condiciones que no fue posible canalizarlo directamente a una vena periférica sino que hubo necesidad de hacerle un acceso vascular al nivel de la yugular, no se le operó de la garganta”.

Este procedimiento se le aplicó en un intento de salvarle la vida y poder pasarle líquidos, también se le hizo diálisis peritoneal.

Mienten: abuelito

Familiares del bebé que falleció en el Hospital General de Especialidades “Dr. Javier Buenfil Osorio”, calificaron de mentiroso al doctor Ramón Martínez Olivares, director de Atención Médica de la Secretaría de Salud, quien descarta negligencia y argumentaron que “mataron a la criatura con tantas cortaduras que le hicieron” (operaciones).

Los médicos del Hospital General de Especialidades mienten referente al caso, señaló que el abuelito paterno del menor y aseveró que ni su hijo y nuera, firmaron ningún documento para autorizar las operaciones que le hicieron al niño.

Retó al galeno a que compruebe lo que dice, porque, “claro los médicos tienen que defenderse, pero al niño lo mataron con tantas operaciones”, aseveró. “Son puras mentiras lo que dice, yo estaba presente y nunca vi que le dieran a mi hijo algún documento para que lo firmara”.

Cuestionan causas de muerte de bebé: Padres 

papaEDITADA
Carlos Rejón

Carlos Rejón Mendoza y Yuliana  Beatriz Chi Pech demandarían al Hospital General de de Especialidades Medicas “Javier Buenfil Osorio” de la ciudad capital  por  presunta negligencia médica que ocasionó la muerte de su hijo de siete meses.

El domingo pasado ingresaron al bebé al centro médico a las 9 de  la mañana por un cuadro de diarrea y a las 7 de la noche les informaron que había fallecido.

Con lágrimas, los jóvenes  padres y los tíos Leonardo y José del Carmen Rejón Moo exigieron a las autoridades investigar el caso para castigar a los responsables. Y es que —aseguran— era un niño sano, que cada mes acudía a su control médico y de repente falleció por un cuadro de diarrea.

 

En el informe médico se señala que la muerte fue por choque mixto, acidosis grave y sepsis grave en la parte 1, y en la parte II desnutrición moderada, pero “es mentira, porque desde que nació se le ha llevado a su control y no se le había detectado nada fuera de lo normal”.

La diarrea se le presentó en la madrugada y decidimos llevarlo a Campeche. Al bebé le abrieron parte de la garganta y de su abdomen, que los doctores no quisieron informar, abundaron.

Acusaron que desconocen realmente las causas del deceso, y señalaron que fines de semana pasantes de medicina laboran en el hospital por lo que “es probable que por su poca experiencia un bebé que era sano perdiera la vida”.

 

Noticia anterior

Consignan a mujeres por pagar con billete

Siguiente noticia

Arrestan a “Peter la Anguila”