Inicio»Local»Reviven Viacrucis

Reviven Viacrucis

0
Compartidos
Google+

Decenas participaron ayer en los Viacrucis vivientes escenificados en las parroquias de Santa Ana, San Francisco, Guadalupe y Sagrado Corazón de Jesús, donde tres personas se desmayaron ante las altas temperaturas. Los sacerdotes exhortaron a los feligreses “a no seguir crucificando a Jesucristo con sus pecados”.

Para conmemorar los 500 años del encuentro de dos culturas, el Viacrucis de Santa Ana, donde participaron cerca de 70 actores, entre hombres, mujeres y niños, concluyó en la parroquia de San Francisco, y el recorrido de poco más de dos kilómetros y medio tardó unas cuatro horas.

En punto de las nueve de la mañana, el párroco Armando Rosado Cel arrancó con la representación de la Pasión y muerte, en donde el papel principal, el de Jesucristo, estuvo a cargo del también director de la Unidad del Medio Ambiente del Ayuntamiento de Campeche, Carlos Alberto Cárdenas Góngora, quien tuvo una preparación intensiva de al menos dos meses para cargar el madero de 2.80 metros y 70 kilos de peso.

La primera caída ocurrió a la altura de la calle Veracruz, la segunda en la calle 47 antes de llegar a la Tamaulipas.

 

AZOTAN A PEDERASTA

Antes de llegar al  parque de San Martín, el sacerdote Francisco Javier “El Bimbo” Velázquez Trejo, acusado de pederastia por el cura veterocatólico Luis Felipe Izquierdo Cundafé, cargó la cruz de madera, lo que aprovecharon algunos de los soldados romanos para azotarlo con sus látigos.

Hubo murmullos de algunos que pedían que también lo crucificaran. También cargaron la cruz el capellán de San Juan de Dios, Wilberth Palomo Carrillo, y posteriormente otros.

La procesión continuó por la calle 10 del barrio de Guadalupe hacia el barrio de San Francisco, para luego llegar al parque y dirigirse el jardín de la parroquia, donde culminaría con la muerte de Cristo.

Uno de los más deshidratados fue el propio “Jesús” Carlos Cárdenas Góngora, y otras dos personas, que recibieron ayuda de la Cruz Roja.

 

EN EL SAGRADO CORAZÓN

Unas 500 personas participaron en el Viacrucis organizado por la parroquia del Sagrado Corazón de Jesús, de la colonia Jardines. El recorrido de las 15 estaciones, partió de la capilla de  Nuestra Señora de la Candelaria. Lo encabezó el párroco Pedro Damián Mena Cobos y duró casi tres horas.

Jesucristo, personificado por Richard Alejandro Muñoz Canché, cargó una cruz de más de dos metros de alto. A su lado iban los soldados Fernando, Alex, César, Eduardo, Carlos y Gustavo, que lo martirizaban a cada paso.

A su lado iba su madre María, representada por Edith, mientras era consolada por María Magdalena y Verónica, quien limpió el rostro agotado de El Señor.

Las 15 estaciones de la Pasión de Cristo se cumplieron hasta llegar a la iglesia del Sagrado Corazón de Jesús tras casi tres horas de caminata, donde fue crucificado por los soldados. Frente a la multitud, el párroco Pedro Mena ofició las Siete Palabras que Jesucristo pronunció antes de morir.

 

CONTEMPLATIVO

A seguir el ejemplo de Jesucristo de tomar la cruz, hacer a un lado los pecados y ayudar a los más desprotegidos, exhortó  el sacerdote Joaquín López Arévalo, al encabezar el Viacrucis contemplativo de la parroquia de Santa Lucía.

Partió a un costado del Fuerte de San José el Alto, recorrió varias calles de las colonias Bellavista, Ampliación Bellavista y concluyó en la iglesia de Santa Lucía.

Aunque no con la convocatoria de otros años, los feligreses participaron en el Viacrucis. La cruz de Jesús de Nazaret la cargaron varias personas durante las 10 estaciones que se desarrollan en las calles, en tanto, al interior de la iglesia de Santa Lucía se dio lectura a las cuatro últimas estaciones.

La niña Alejandra Candelaria Sánchez Paredes personificó a María. Poco más de hora y media duró el recorrido.

Noticia anterior

Fracasan estrategias para evitar accidentes fatales

Siguiente noticia

Calcinados tres en la autopista