Inicio»Local»Alta deserción en escuelas de medio-superior

Alta deserción en escuelas de medio-superior

0
Compartidos
Google+

Pese a que se han reducido las cifras, aún se registra un índice de deserción escolar del 18.84 por ciento en las escuelas de nivel media-superior (bachillerato), principalmente, por problemas económicos, mientras que en secundaria la reprobación ya alcanza hasta el 20 por ciento.

La Secretaría de Educación estimó que en el ciclo escolar 2016-2017 en educación básica egresaron 43 mil 752 alumnos, mientras que en media superior y superior fueron 13 mil 644, que podrían continuar en el siguiente nivel.

El subdirector de Educación Secundaria, Ramón Agustín Berzunza Cruz, explicó que se ha ido reduciendo la deserción en este nivel educativo, que consideró como multifactorial, y ante ello se trata de abatir, lo mismo que el rezago.

Reconoció que la reprobación histórica es alta, ya que ha llegado al 20 por ciento en los registros de los últimos 22 años, y depende de problemas socioeconómicos, desintegración familiar, embarazos, aunque mínimos, y no se les excluye de la escuela.

“Una de las estrategias es acudir a la casa del adolescente para conocer el problema y buscar ayudarlo. Son mayormente los de 14 y 15 años los que dejan de acudir a los centros escolares, aunque se reintegran en el próximo ciclo, y a los que egresan les damos seguimiento para saber si continuaron o no en la preparatoria”, comentó.

En nivel media superior los índices de deserción han tenido altas y bajas. A partir del 2010 se tenía un registro de 16.1 por ciento, en 2011 bajó al 14, en 2012 volvió a subir al 15, en 2013 fue de 15.9, y en 2014 bajo a 13.84.

En el ciclo escolar 2015-2016 la deserción se elevó hasta 18.09 por ciento,  principalmente por la contracción económica que tuvo Campeche, sobre todo en Carmen, pues el flujo de personas hacia otros estados fue por pérdida del empleo.

 

Semáforo preventivo

Otro de los puntos es el crecimiento en algunas poblaciones, donde los jóvenes por no tener transporte o dinero, dejan de ir a las escuelas, pues algunos que viven en comunidades lejanas no tienen vehículo y pagan entre 60 y 70 pesos diarios de ida y vuelta, lo cual impacta negativamente la economía familiar.

El director de Educación Media Superior, Técnica y Superior, Carlos Arturo Figueroa Balam, explicó que con tres líneas de acción abaten la deserción consensuada con todas las instituciones de estos niveles, a través del Consejo Para la Evaluación de la Educación del tipo Medio Superior (Copeems).

Implementar un semáforo preventivo con base en las evaluaciones académicas. Si el chico no cumple con los requisitos o reprueba un número de materias, se pide a la institución que no le de baja académica, porque no le permitirá el reingreso. Por ello tendrá que pedir baja temporal.

Programas de tutorías académicas, para tratar con los jóvenes los temas en rezago.

Habilidades socioemocionales, al trabajar en el ambiente donde la persona se desarrolle.

Figueroa Balam expuso que para nivel superior los números son similares, y la deserción es menor. En el ciclo 2013-2014 es cuando más jóvenes estudiaban y a partir de eso descendió, por lo que para 2050 se tendrán menos jóvenes entre 15 y 19 años.

Las prospectivas que tiene el Consejo Nacional de Población y el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi) hablan que para 2025 se tendrá un cinco o seis por ciento de menos jóvenes.

Noticia anterior

Ante nuestros problemas, confiemos en el Creador

Siguiente noticia

Inversión de 75 mdp para becas de la FPG