Inicio»Local»Denuncian ejidatarios a Pech Uitz en Profepa

Denuncian ejidatarios a Pech Uitz en Profepa

1
Compartidos
Google+

Por la deforestación de 70 hectáreas de tierras de uso común y cambio de uso de suelo para cultivar sábila, el presidente municipal de Hecelchakán, Modesto Arcángel  Pech Uitz, fue denunciado ante la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa) por el comisario de Pomuch, Alfonso Euán Uc, que pidió a las autoridades mano dura para frenar el daño ecológico que impulsa.

“Ante tal situación y en razón del daño ecológico que se está suscitando en dicha superficie de tierras de uso común y provocando un cambio de uso de suelo dentro de la superficie que se encuentra proyectada para el aprovechamiento forestal de recursos maderables, nos vemos en la necesidad de presentar formal denuncia en contra del indiciado Modesto Pech Uitz”, se asienta en la denuncia.

El comisario señaló que la denuncia en contra de Pech Uitz, y quien o quienes resulten responsables, es para que se emprendan las investigaciones de rigor, y en su caso se determine si hubo violaciones a la biodiversidad, causando perjuicio a la integridad forestal en la selva media alta en una superficie estimada en 70 hectáreas.

Ante representantes de la Profepa, el comisario ejidal inició la denuncia de acuerdo con la Ley de Responsabilidad Ambiental, la Ley Orgánica de esa Procuraduría y la Ley General de Equilibrio Ecológico y Protección al Medio Ambiente, en contra del edil de Hecelchakán, y contra quien o quienes resulten responsables por “delitos a la biodiversidad”.

El comisario detalló que presentó la denuncia por el daño ecológico en esas hectáreas, y porque provocó un cambio de uso de suelo, ya que esas superficies se encuentran proyectadas para el programa de aprovechamiento forestal de recursos maderables.

La denuncia fue presentada por petición de la mayoría de los ejidatarios, que consideran un abuso del alcalde Modesto Pech Uitz causar daños causados a la naturaleza, y porque lo consideran “criminal ecológico”.

Denunciaron que el alcalde panista Pech Uitz se apoderó ilegalmente de esas tierras en contubernio con prestanombres, y además de causar daño ambiental con la deforestación, desvía recursos públicos para equipar sus terrenos con equipos de riego.

También presentó pruebas documentales donde se aprecian los daños a las ampliaciones forestales del ejido para el cultivo de sábila, primero en un área de 10 hectáreas aproximadamente por la colonia Pueblo Nuevo de Pomuch y luego por el desmonte de 70 hectáreas por “Kibish”, donde ha construido pozos de absorción y tanques de agua con capacidad de 60 a 70 mil litros y con inversión en cada una de tres millones de pesos.

Noticia anterior

Advierte Salud que sigue la ola de calor

Siguiente noticia

Obtiene certificado con cambio de género