Inicio»Local»Levantan plantón

Levantan plantón

0
Compartidos
Google+

Tras 28 horas de protesta en Palacio Municipal, sin alguna respuesta positiva del alcalde Eliseo Fernández Montúfar, salvo la “suspensión del empleo” del dirigente sindical Manuel Alfredo Bonilla Carrillo, los trabajadores municipales levantaron ayer por la tarde su plantón y advirtieron que continuarán la lucha por la vía jurídica mediante el emplazamiento a huelga.

Un grupo de manifestantes y delegados municipales del Sindicato Único de los Poderes, Municipios y Organismos Descentralizados del Estado de Campeche pernoctaron sin mayores incidentes en la explanada del Palacio Municipal, donde a la medianoche del martes se enteraron del comunicado que envió el alcalde a través de redes sociales, en que solicita la suspensión del dirigente.

Argumentó el edil que Bonilla “abusó de sus facultades como secretario general de uno de los sindicatos de trabajadores del Ayuntamiento, irrumpió en el Palacio Municipal e impidió ilegalmente el funcionamiento de las actividades administrativas y operativas del Ayuntamiento, suspendiendo ilegalmente los servicios públicos municipales al presionar a la base trabajadora para abandonar sus áreas de trabajo”.

En respuesta, Bonilla Carrillo señaló que “este sujeto tiene seis o siete días al frente del Ayuntamiento de Campeche, yo tengo 35 años trabajando para la Comuna. Entonces le digo a este señor que vaya a chingar a su madre”.

El líder del Sindicato de los Tres Poderes, José del Carmen Urueta Moha, lamentó que “el presidente municipal tire la piedra y esconda la mano. No quiere dialogar y no sabemos quiénes son sus asesores, pero de verdad que no tiene idea de la conducción de un Ayuntamiento”.

Bonilla Carrillo exigió al edil panista que presente las pruebas en donde solicitó prebendas o beneficios personales. “La lucha es en defensa de los maltratos a la base trabajadora. Fueron los compañeros del Rastro Municipal quienes hicieron el llamado, y nosotros respondimos. También alzamos la voz por los hijos de sindicalizados que están despidiendo”.

La calle 8 del Centro Histórico y los pasillos de los edificios de los poderes Legislativo y Ejecutivo amanecieron ayer entre trabajadores que pernoctaron ahí, sillas y mesas y baños portátiles, ya que se acusó a Fernández Montúfar de “mandar a cerrar las puertas de nuestra casa, el Ayuntamiento de Campeche, en donde muchos hemos dejado nuestra vida”.

Pasadas las dos de la tarde, los líderes Urueta Moha y Bonilla Carrillo pidieron a los agremiados acercarse a las puertas del Palacio Municipal para escuchar un anuncio importante. “Vamos a suspender este paro de labores, esta protesta pacífica, porque ahora nos vamos a ir por los medios legales. Se convocará a una asamblea de la base trabajadora para posteriormente emplazar a huelga al Ayuntamiento de Campeche”.

Bonilla Carrillo lamentó la “falta de diálogo del presidente municipal, Fernández Montúfar, a quien se le solicitó desde el pasado fin de semana se instalara una mesa de diálogo, y como respuesta hubo agresiones. La tarde del martes el Palacio Municipal lo llenó con grupos de choque. Fueron vándalos contratados para golpear a los sindicalizados, lo cual es muy lamentable”.

Noticia anterior

Portada

Siguiente noticia

Todo acabó en pleito personal