Inicio»Local»Sigue desorden en el mercado

Sigue desorden en el mercado

0
Compartidos
Google+

En el mercado principal “Pedro Sáinz de Baranda” hubo cambio de autoridades, hay un nuevo subdirector y un nuevo administrador, pero están de adorno, además de que se quedaron en promesas los planteamientos del alcalde Eliseo Fernández Montúfar de que iba a meter orden, se quejaron ayer tablajeros del principal centro de abasto.

Por separado, el carnicero Diego Ávila Casanova explicó que “la muestra más evidente de la falta de orden en el mercado principal es que en la pasada venta de Día de Muertos hubo un conocido introductor de carnes, ampliamente famoso, que primero nos vendió a nosotros la carne de cerdo, y luego puso su camión en el estacionamiento y ofreció la carne a 50 pesos, creando competencia desleal”.

Afortunadamente, indicó, mejoraron un poco las ventas; la gente acudió al mercado para adquirir sus productos, se cumplieron las expectativas, pero en cuanto a la administración del mercado, no los benefició en nada.

“Contábamos con el apoyo del alcalde Fernández Montúfar que nos prometió apoyo, ayuda con el administrador nuevo, pero vemos que a las autoridades entrantes les quedó grande el puesto, tanto al subdirector como al administrador del mercado principal”.

Y acusó que ninguno de los dos funcionarios ha cumplido, pues llegaron al mercado el día que estuvo por ahí personal de la Profeco, se tomaron la foto, y luego brillaron por su ausencia junto con los famosos inspectores, por eso hubo quienes hicieron lo que quisieron.

Por su parte, el tablajero Manuel Oreza Chavarría, con 50 años de experiencia y de trabajar en el “Pedro Sáinz”, pidió a las actuales autoridades de la Subdirección de Mercados que antes de estar cobrando cuotas de administraciones pasadas, se deberían enfocar en dar resultados.

Por ejemplo, indicó, en evitar la competencia desleal, como la que se vivió hace unos días, cuando los carniceros compramos hasta ocho cerdos, y en el estacionamiento un introductor estaba vendiendo la carne a dos kilos por 90 pesos, y eso no se vale.

“Por la falta de actuación de las autoridades, algunos introductores primero le vendieron el producto a los carniceros, y luego comenzaron a vender en competencia desleal, entonces nos preguntamos ¿para qué están la Subdirección de Mercados?”.

Y así como esa hay otras irregularidades, continuó, por eso hay inconformidad cuando leemos en el periódico que en la nueva administración están más preocupados por cobrar adeudos atrasados de los locatarios que por ponerse a hacer su trabajo.

Noticia anterior

En riesgo, nombramiento de Ciudad Patrimonio Cultural

Siguiente noticia

Hay buen avance en el precierre de FDT