Inicio»Local»No contratarán deuda en 2020

No contratarán deuda en 2020

0
Compartidos
Google+

Pese a la disminución de los recursos previstos para Campeche en el Presupuesto de Egresos de la Federación (PEF) 2020, el Gobierno del Estado no programará endeudamiento para el próximo ejercicio fiscal, aseguró el gobernador Carlos Miguel Aysa González, al adelantar que el próximo mes cabildeará en la Cámara de Diputados la defensa del presupuesto para el Estado.

Lo estimado en el recorte para el Estado oscila en los 400 millones de pesos, recordó, lo que fue abordado con la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP) y lo tratará con el presidente Andrés Manuel López Obrador durante su gira en la entidad.

“El Ejecutivo propone y la Cámara de Diputados dispone. En octubre tocaré las puertas de los diputados que sean necesarios para que nos ayuden. Los legisladores de todos los partidos por Campeche, incluyendo los de Morena, están puestos para ir a solicitar más recursos por nuestro Estado”, aseguró.

El mandatario explicó que en lo que respecta al proyecto de Presupuesto de Ingresos 2020 del Gobierno del Estado, no se programará la solicitud de créditos y para garantizar el funcionamiento de la administración pública y continuar con el impulso de acciones y programas, su gobierno aplica la austeridad.

“No puedo decir porque puede pasar un problema grande, pero al día de hoy no está en mi mente solicitarlo, y lo que sí les puedo decir, es que los créditos que son anteriores, los estoy pagando puntualmente”.

Aysa González opinó que las leyes secundarias en materia educativa aprobadas en la Cámara de Diputados deben beneficiar en la educación de los niños y los jóvenes, “lo que necesitamos es que todas las leyes siempre deben ser generales y en beneficio de todos, no de unos cuantos”.

Asimismo, confío en que se rectifique en el tema de la desaparición del Instituto Nacional de Infraestructura Física Educativa (Inefed), ya que mediante este organismo se logró rehabilitar gran cantidad de escuelas en la entidad y aún hay necesidades de atención a planteles de más de 50 años que requieren una  “mano de gato”.

Noticia anterior

Sin censura en Congreso

Siguiente noticia

Sólo una maestra no quiere ser reinstalada