Inicio»Mundo»Que nadie intervenga en bienes religiosos, exige Diócesis de Cuernavaca

Que nadie intervenga en bienes religiosos, exige Diócesis de Cuernavaca

2
Compartidos
Google+

CUERNAVACA, Morelos.— Ante la acusación de habitantes de Tepalcingo de que el obispo Ramón Castro Castro robó y suplantó imágenes del santuario de esa localidad, la Diócesis de Cuernavaca emitió vía Twitter comunicado ayer donde lo defiende, pide esclarecer el robo y exige que ningún comité o grupo tenga ingerencia (sic) en la administración de bienes religiosos.
Agradece el interés de la ciudadanía por la verdad, por lo cual “la Iglesia, promotora de la verdad y la transparencia, ha dado respuesta oportuna ante las instancias competentes sobre la denuncia del señor Jesús de la Rosa Cortés, contra miembros de la jerarquía católica (padres: Jesús Longar Estrada, vicario episcopal de Cuautla; Roberto Dirzo, de Jonacatepec; Eduardo Traeger, Cipriano Cano, José Jesús de la Cruz y Mons. Ramón
Castro).
“En dicha demanda son responsabilizados también algunos miembros del Gobierno Estatal (Dirección de Asuntos Religiosos) y Federal (INAH)”.

La Diócesis pide que:
1.— Que se esclarezca el paradero de la mencionada custodia, que se llegue al fondo y se encuentre al responsable, sea quien sea, porque es un objeto litúrgico de la Diócesis.
2.— Se respete la ley que reconoce a la Iglesia como administradora de sus propios bienes inmuebles y recursos. No puede haber ingerencia de comités o grupos que se ostentan como dueños de espacios religiosos argumentando usos y costumbres; y algunos comités existentes trabajan en sintonía con la vida pastoral de la parroquia.
3.— Los recursos que ingresan a la Diócesis a través de parroquias y santuarios, como el de Tulancingo, son administrados de acuerdo a las disposiciones diocesanas y a las leyes que nos rigen a todos los mexicanos, para fines pastorales.
4.— Nos resultado extraño el señalamiento de los montos que ingresan al santuario, porque los propios comités que en otro tiempo lo administraron jamás mencionaron semejantes cantidades y ahora que no lo administran refieren ese ingreso. El conocimiento que tenemos es que el deterioro del santuario data de años atrás y no de periodo de la administración diocesana.
Por último, reitera su respeto a los medios de comunicación que transmiten imparcialmente la información a la que todos tenemos derecho, y agradece las muestras de apoyo a Castro Castro, a quien felicita “por su intachable conducción pastoral de la Diócesis de
Cuernavaca”.

Noticia anterior

Sacerdotes deben casarse, expone ministro evangélico Armando Said

Siguiente noticia

Religión y política

No hay comentarios

Dejar respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *