Inicio»Mundo»Joven empuja a su expareja embarazada frente a un autobús

Joven empuja a su expareja embarazada frente a un autobús

0
Compartidos
Google+

Brasil.- Lucas Florençano, de 25 años empujó a su expareja embarazada frente a un autobús en movimiento para que perdiera el bebé, ya que pensaba que le truncaría su futuro.

El hecho fue captado por las cámaras de seguridad de un edificio que queda frente al lugar del suceso en Botafogo.

Ambos jóvenes se encontraban esperando el autobús cuando en cuestión de segundos el hombre empuja a la mujer embarazada frente a un camión en movimiento provocando que le arrolle las piernas.

El agresor fue detenido y se identificó como estudiante de derecho, mientras que la víctima se trata de su exnovia con la que tuvo una relación por dos años pero Florençano decidió terminar con ella cuando le dijo que estaba embarazada.

La víctima declaró que él le insistió en varias ocasiones en abortar pero ella se negó. Ahora es acusado de un delito de intento de homicidio.

Florençano señaló que el bebé iba a ser un problema para sus planes futuros ya que había sido aceptado para un intercambio en Canadá, por lo que le pidió a su pareja que abortara, pero ella se negó y decidió empujarla en la carretera para que perdiera el bebé al ser arrollada.

En las imágenes se ve como el autobús intenta frenar al ver a la joven tirada pero termina arrollándole las piernas. La joven pudo levantarse y se alejó de él cojeando para pedir ayuda. La reacción del conductor que logró aminorar la velocidad fue la clave para que el hecho no haya tenido mayores consecuencias.

La mujer fue enviada al hospital pero ya ha sido dada de alta, tiene una pierna en carne viva pero el bebé se encuentra estable.

De acuerdo con testigos, después de que el agresor empujó a la embarazada acudió al edificio haciéndose pasar por un familiar para borrar las imágenes, pero el portero se lo impidió.

 

 

Fuente: PG

 

Noticia anterior

Bronca entre los Caza Gringos

Siguiente noticia

Lupillo Rivera enfrenta a estadounidense por presuntamente "insultar a los mexicanos"