Inicio»Municipios»Acusan desvío de recursos

Acusan desvío de recursos

0
Compartidos
Google+

TENABO._ En acalorada asamblea de cuatro horas, ejidatarios desaprobaron el informe del ex comisario,  José Mateo Can Can, y del presidente del Consejo de Vigilancia, Alejandro Chi Calán, correspondiente al período 2013-2015, y anunciaron que procederían legalmente en su contra en caso de confirmar el mal manejo de los recursos del ejido.

Ante la marcada inconformidad fue conformada una comisión de auditoría,  integrada por Ponciano Narváez Moo, Armando Sansores Pech, Victoriano Rejón Cahuich, Pablo Calán Canul, Juan Poot Pech, Marcos Lisandro Ku Uc y el comisario Onésimo Israel Moo Palomo, que se encargará de investigar ingresos y gastos durante la administración de José Mateo Can Can.

Lo anterior quedó asentado en el acta de la asamblea en su segunda convocatoria, donde se llevó la entrega-recepción de bienes.

La reunión, que inició a las 10:17 horas y concluyó a las 14:06, fue presidida por el abogado de la Procuraduría Agraria (PA), Eulogio Vázquez Gutiérrez.

José Mateo Can Can fue obligado a rendir informe de sus tres años, resaltando gastos por 88 mil pesos en 2013, 63 mil 760 pesos en 2014 y 17 mil 340 pesos en 2015, sin mencionar ingresos.

Los campesinos acusaron que Can Can, junto con el presidente del Consejo de Vigilancia, Alejandro Chi Calán, y el secretario Luis Fernando Pool Cen, entregó cerca de 350 hectáreas a los menonitas, que no informaron de la venta de material del ejido, la renta de la  bodega, la construcción de la carretera Kankí–Tenabo y la instalación de una quebradora.

Chi Calán fue abucheado al presentar sus cuentas y al intentar deslindarse de los malos manejos del comisario, el ejidatario Pablo Calán Canul le aclaró  que de acuerdo con el artículo 27 de la ley agraria, su obligación era informar a la asamblea las irregularidades.

El  ex tesorero Luis Moo Miss explicó que de los 141 mil 913 pesos que quedaron en caja como pago de la empresa Movistar, entregaba 130 mil 913 pesos y de los 11 mil faltantes, siete mil destinaron a gastos, tres mil pesos dieron en préstamo a un ejidatario y mil pesos fue para apertura de cuenta bancaria.

Por último, al anunciar que había un ingreso de venta de material por 25 mil pesos, dejó en claro que ese recurso se le quedó a José Mateo Can Can, más un préstamo de seis mil 607 pesos.

En total, la deuda de José Mateo Can con el ejido es de 33 mil 607 pesos y de Luis Fernando Pool Cen de siete mil pesos, lo que enojó más a los ejidatarios que  exigieron a ambos la devolución del dinero esta semana, a pesar de que pedían prórroga de un mes.

 

Noticia anterior

Comuna permite injusticias

Siguiente noticia

Presentó examen 97% de maestros en el nivel básico