Inicio»Municipios»Menonitas, ejemplo de la cultura del trabajo

Menonitas, ejemplo de la cultura del trabajo

0
Compartidos
Google+

Hecelchakán.- Todos los que ya son mexicanos y por ende campechanos también deben tener todos los beneficios y derechos que tiene cada uno de los que hoy somos ciudadanos de México y de Campeche, señaló el gobernador Alejandro Moreno Cárdenas al reunirse con más de 800 menonitas de diversas comunidades de Tenabo, Hecelchakán, Campeche y Hopelchén.

Tras recibir la solicitud del gobernador  de la comunidad de Yalnón, Cornelius Hiebert Peters, para que los habitantes sean incluidos en los programas estatales y federales destinados a la agricultura y ganadería, el mandatario les expresó su reconocimiento por ser ejemplo de la cultura del trabajo y lucha diaria.

Reunidos en la bodega de la comunidad, escuchó los planteamientos del representante de los menonitas, a quienes les aseguró que como gobernador los apoyará porque entiende el esfuerzo que han hecho desde su llegada al Estado hace más de 30 años.

En Yalnón hay hombres y mujeres comprometidos que trabajan todo el día la tierra y respetan sus tradiciones, dijo al informar que dio instrucciones a su equipo de trabajo para programar una reunión con el fin de atender las demandas de la comunidad menonita y en conjunto busquen soluciones prontas y rápidas.

Jacobo Wall Klassen comentó que llegaron hace 30 años del norte del país buscando sitios para desarrollar la agricultura y encontraron al Estado de Campeche como el mejor lugar para trabajar y crecer a sus familias.

En agradecimiento a la hospitalidad del pueblo campechano, señaló que han demostrado que son gente útil y respetuosa de las normas que rigen al Estado.

El gerente de Impulsora de Desarrollo Coacamex, Nelson Sosa Novelo, detalló que desde los años 80 menonitas empezaron a producir granos básicos. “Son reconocidos por su seriedad en el cumplimiento de sus compromisos fiscales y financieros”.

Actualmente las comunidades menonitas generan 200 mil toneladas de productos como el maíz, sorgo, soya, hortalizas y lácteos financiados con créditos.

Noticia anterior

Comodidad, enemigo del éxito

Siguiente noticia

Talar mangle, 12 años de cárcel