Inicio»Día de muertos»Saturan los panteones del norte

Saturan los panteones del norte

0
Compartidos
Google+

CALKINÍ.— El cementerio general de la ciudad recibió a decenas de calkinienses en las cuatro misas programadas con motivo del Día de los Fieles Difuntos.

En la homilía del mediodía, el presbítero Juan Eliodoro Kantún Huchín destacó que esta celebración “es  la  acción  que nos une  con nuestros familiares fallecidos, que se salieron de aquí  y  han regresado con Dios”.

“Nosotros que seguimos caminando  tenemos la  oportunidad de pedir por ellos, y ellos que ya están con Dios piden  por nosotros  que todavía  estamos peregrinando”.

En cuanto a estas costumbres,  el  mayor regalo  que le  podemos  dar a  nuestros  difuntos,  es  la  oración, dijo.

Las celebraciones eucarísticas también se llevaron a cabo en las juntas municipales de Dzitbalché, Bécal y Nunkiní, con los presbíteros José Luis Ye Ehuán, Marcelino May  Canul   y Rogelio  Gamboa.

La Dirección de Policía y Tránsito Municipal  y la Cruz Roja Mexicana delegación Calkiní, implementaron un dispositivo para proteger a los visitantes y controlar el tráfico.

En la misa del mediodía  se desvaneció  una  persona  de la  tercera edad, quien fue auxiliada por  los  paramédicos y  trasladada al Hospital Comunitario  de esta ciudad.

 

HOYANCO

Un enorme hoyanco en uno de los pasillos del cementerio general estuvo  a punto de causar  un  percance.

Durante la  segunda misa  de la mañana,  cuando  los  visitantes caminaban para llegar a  la  tumba de sus   familiares,  grata  fue su sorpresa  de  encontrar  un “cráter” que daba  mala  imagen al   camposanto.

Calkinienses  como   Restituto  Pan  Ceh,  Carlos  May  Canul,  Alfredo  Chan  Chi y  Tomás  Uc  Chin hicieron un llamado al director de Servicios Públicos Municipales, José   Trinidad  Chi  Ceh, para que mande a reparar esa anomalía a la brevedad.

Noticia anterior

Detienen a cinco en estado de ebriedad

Siguiente noticia

Esperanza en la vida eterna