Inicio»Municipios»Frenan a Chiri la venta de 6 mil 700 hectáreas

Frenan a Chiri la venta de 6 mil 700 hectáreas

0
Compartidos
Google+

Hecelchakán.- Dos grupos de ejidatarios de Pomuch se enfrentaron a golpes en el asentamiento irregular San Antonio 2 ubicado en Candelaria, luego de el excomisario ejidal “Chiri” medía junto con otras personas 6 mil 700 hectáreas que pretende vender al arquitecto Eduardo Apud mediante documentos falsificados.

En reunión de ayer en la Comisaría, el expresidente del Consejo de Vigilancia, José Gilberto Tuz Pantí, dio a conocer que se trasladaron a la tercera ampliación forestal alertados por un viaje previo del excomisario ejidal José Enrique Beh Huchín y una comitiva, con la intención de medir 6 mil 700 hectáreas que pretenden entregar al arquitecto.

Como se recordará, los ejidatarios acusaron a Chiri de negociar las tierras con este empresario mediante la falsificación de documentos, como la entrega de actas de asamblea con fecha del año 2016 pero inscritas ante el RAN este septiembre del año en curso, además del uso indebido de firmas.

El expresidente del Consejo de Vigilancia, el exsecretario José de la Cruz Chi Balam y Antonio Aké Pool, entre otros, se toparon en el asentamiento irregular San Antonio 2 con el grupo de Chiri, entre ellos José Hilario Beh Tuz, Luis Fernando Cohuó López, Mariano Mis Uc, Eleazar Chin Cohuó, Ricardo Chi Canul, Julio Uc Uc, Raúl Euán Haas, Candelario Uc Hernández y José Antonio Uc Chablé, que se estaban haciendo pasar como autoridades ejidales.

Con ellos estaban el arquitecto Eduardo Apud, el director de Catastro del Municipio de Candelaria Luis Alberto Montejo Hernández y el notario Eduardo Castro.

Entre dimes y diretes uno de los acompañantes de Chiri arrebató y tiró el teléfono celular del exsecretario, alterándose la situación con agresiones físicas, hasta que se calmaron los ánimos con el acuerdo de firmar una minuta de trabajo.

En dicho documento el excomisario ejidal, su comitiva y el equipo técnico acordaron suspender los trabajos de medición hasta que demuestren las actas legales y se resuelvan los conflictos entre ambos grupos. Se dejó en claro que no se puede medir sin la autorización de la asamblea.

Durante la reunión de ayer, los ejidatarios proyectaron un video con todo lo sucedido en el asentamiento, además pegaron pancartas con la fotografía de quienes llamaron “cómplices de Chiri”.

Noticia anterior

Infonavit, con buen manejo de cartera

Siguiente noticia

Firman a favor de la municipalización