Inicio»Opinión»Continúa tradición al Señor de San Román

Continúa tradición al Señor de San Román

0
Compartidos
Google+

Con devoción y fe los campechanos aún asisten al Santuario del Cristo Negro Señor de San Román, para cumplir con la tradición que desde hace más de 500 años se lleva a cabo. Algunos rezan por la salud de algún enfermo, otros agradecen sus milagros.

“Es una tradición que debe conservarse. Desde hace varios años vengo desde otro fraccionamiento sólo para dar gracias al señor, principalmente. Todos los campechanos debemos sentirnos orgullos de que sea una de las costumbres más esperadas”.

Sergio Omar Rico Gutiérrez, taxista.

“Es el patrono del barrio de San Román, y el santo al que muchos se encomiendan, sobre todo los pescadores cuando salen a altamar. Vengo siempre a misa y es una de las tradiciones que la mayoría de los campechanos siempre esperamos”.

Manuel Argáez, pensionado.

“El Cristo Negro de San Román tiene un significado especial para mí. Vivo y siento la tradición cada año porque él nos cuida siempre en nuestro camino. Mucha gente se encomienda a él y le pide cosas; a la mayoría se los cumple y vienen a agradecerle”.

Delta Uc Can, ama de casa.

“En mis tiempos, cuando trabaja en altamar, siempre me encomendaba al Cristo Negro. La mayoría que se encuentra en el mar siempre se encomienda porque él es el Señor de los Mares y protege a todo el que se lo pida. Es una alegría esta tradición”.

Pedro Martínez Solana, jubilado.

“Mis padres me hicieron venir desde niña y comencé a visitarlo porque le pedí por mis hijos. Es una tradición religiosa que mucha gente vive con devoción, y por ello siempre vienen a agradecerle todo lo que el Cristo Negro de San Román les ha concedido”.

Lizeth Pech Chi, ama de casa.

“Para mí el Cristo Negro de San Román no solo cuida el barrio, sino también al que le pida protección y salud. Es bonito saber que aun hay personas que vienen cada año en estas fechas. No puede pasar desapercibido y por eso tiene muchas visitas”.

Bridgit del Carmen Sáenz, ama de casa.

“Comencé a visitarlo desde que mis padres me lo inculcaron cuando era niña. Ahora quiero mis hijos continúen con la tradición y sepan que el Cristo Negro es poderoso y puede ayudar quienes lo necesitan. Debemos conservar esta tradición”.

Claudia Mora Loeza, maestra.

“No vengo muy seguido, pero creo que debemos conservar esta tradición sobre todo en la juventud, pues la mayoría que asiste son personas mayores. Es algo que nos caracteriza en Campeche, y la figura de Cristo se fortalece en esa imagen”.

Felipe de la Cruz Paz, empleado.

“Soy devota del Cristo Negro de San Román y por eso siempre vengo a visitarlo. Me parece una tradición religiosa bonita porque une a toda la feligresía campechana. La mayoría viene con fe para agradecer o pedir por alguna cuestión personal”.

Lilián Noemí Souza Romero, ama de casa.

Noticia anterior

Lesionado tras volcadura de pipa de gas

Siguiente noticia

Averigua Fiscalía 80 agresiones a adultos mayores