Inicio»Opinión»Iniciaron las clases

Iniciaron las clases

0
Compartidos
Google+

De nuevo la capital del Estado y el resto de los municipios recobraron colorido y movilidad. Los embotellamientos de carros, las risas y los llantos de los alumnos de nuevo ingreso en preescolar y primaria y las aglomeraciones de papás en los accesos, pusieron fin a la tranquilidad que prevaleció en las escuelas durante el periodo vacacional.

Sin embargo, el inicio de clases estuvo acompañado por al menos tres conflictos. Uno fue en la Normal Rural de Hecelchakán, donde a las 9:30 de la noche del martes los estudiantes cerraron las seis entradas para evitar el ingreso del personal y exigir las destituciones del director Roberto Góngora y de los maestros Ernesto Pinzón Tec y Rosa Angélica Perera Gómez.

Tras la reunión del Consejo Estudiantil se acordó la protesta para exigir también el cumplimiento del pliego petitorio, pues en un principio las autoridades educativas se prometieron que la matrícula de nuevo ingreso sería de 100 alumnos, pero sólo autorizaron 73.

Tras diálogo de más de tres horas entre el cuerpo directivo del plantel y los alumnos, acordaron no remover a ningún trabajador y entregar documento de peticiones para su análisis a detalle.

El mismo día pero en Calkiní, concretamente en la Telesecundaria 46 ubicada en Santa Cruz Pueblo, madres de familia tomaron las instalaciones y cerraron con candado el plantel, para exigir el reconexión de la energía eléctrica, pues desde marzo no se cuenta con ese servicio.

El director Gualberto Bolívar atribuyó el problema a las malas condiciones de las conexiones, y mostró oficios fechados en abril que envió a la Secretaría de Educación, donde plantea la problemática. “Al parecer la dependencia traspapeló las solicitudes”, expresó.

Tras platicar el jueves por la mañana con autoridades educativas calkinienses, las mamás aceptaron permitir el acceso al personal docente para reanudar labores administrativas, y a un contratista para planificar los trabajos de rehabilitación de la red eléctrica.

En el lado sur de la entidad hubo también el mismo martes suspensión de clases. Fue ni más ni menos en la Escuela Primaria “Juan Pacheco Torres”, donde los padres de familia anunciaron que el lunes regresarán con sus hijos, pues falta acondicionar salones y baños, lo que debió quedar listo el mes pasado.

Suspendemos clases para evitar problemas a los maestros, a quienes respaldamos, recalcaron los tutores, y reprobaron al Instituto de Infraestructura Física Educativa del Estado de Campeche (Inifeec) por no cumplir su encomienda de tener y mantener en óptimas condiciones el inmueble para el retorno a las aulas.

En tanto, en la Primaria “Eduardo Mena Córdova”, igual en la cabecera escarceguense, papás y tutores acusaron de abusiva y prepotente a la directora, a la que no conocen ni por su nombre, pues se niega a recibirlos para escuchar y tomar acuerdos en beneficio de sus hijos.

Ojalá el ciclo escolar 2018-2019 transcurra sin más quejas o contratiempos y los que surjan sean corregidos rápidamente, para no perjudicar el proceso enseñanza-aprendizaje en los salones de clases. Las autoridades del sector tienen tarea por cumplir. Que así sea.

 

PRINGA

*A nombre de mi familia, agradezco de corazón las muestras de solidaridad, los mensajes de aliento y la compañía, durante el trance reciente.

Rafael González Morales

 

Noticia anterior

Portada

Siguiente noticia

Ni dinero ni tiempo para el Tren Maya