Inicio»Opinión»«Horizontes» Por: Tere Mora Guillén

«Horizontes» Por: Tere Mora Guillén

0
Compartidos
Google+

Este fin de semana fue larguísimo para los mexicanos, incluso algunas escuelas suspendieron labores desde el pasado jueves, para reanudar clases este martes 19 de noviembre.

Por unos días los mexicanos optamos por alejarnos del mundanal ruido, de  la información sobre las conferencias mañaneras del Presidente López Obrador; que por cierto nada positivo aportan; del asilo que México otorga a Evo Morales, ex presidente de Bolivia, que a muchos nos causa náuseas; sobre los atracos y asesinatos que a diario se registran en todo nuestro país; la presencia de vándalos en la Universidad Nacional Autónoma de México; y sobre la imposición de Rosario Piedra como Presidenta de la Comisión Nacional de Derechos Humanos; así como de la división y los jaloneos que hay al interior de Morena.

Fueron los ciudadanos más pudientes, quienes  viajaron a diversos destinos de la República Mexicana para disfrutar los días de asueto, so pretexto de la Revolución Mexicana que alguna vez marcó la historia de México, para reposar el espíritu aunque sea por poco tiempo, siempre es bueno  respirar otros aires y retomar con nuevos bríos las actividades cotidianas.

Otro buen número de compatriotas se dejaron llevar por los descuentos que hubo desde el 5 por ciento, pasando por el 30, el 50 y el 70 por ciento, en tiendas departamentales y plazas comerciales por el Buen Fin, que ofrecían descuentos en ropa, bisurtería, relojes, cosméticos, computadoras, electrodomésticos; bebidas alcohólicas; perfumes, calzado, juguetes, hasta artículos deportivos. Y es que al Buen Fin le entraron también la industria automotriz y farmacéutica, entre otras;  todas esperando recuperar las ventas que no han tenido el resto del año.

Eso si, tanto el sector formal e informal de la economía, buscan vender sus artículos aún por debajo de su valor ahora que las personas cuentan con recursos, saben que hay que aprovechar las ventas de noviembre y diciembre, antes de que llegue la cuesta de enero. Los pronósticos desde ya son complicadísimos para el cabalístico 2020, que pintan será aún más difícil para el ya mermado bolsillo de los mexicanos.

Y es que si no hay crecimientos en las finanzas y desarrollo, difícilmente se crearán nuevos empleos, pese a los nefastos augurios, esperamos cerrar bien este complicado 2019 y recibir con optimismo y nuevos retos el próximo año que está a la vuelta de la esquina.

[email protected]

Noticia anterior

“No hay periodistas muertos”: Rosario Piedra; gran mentira

Siguiente noticia

“TÓMELO CON CALMA”: Comunidad LeBaron pide protección a los Estados Unidos