Inicio»Policía»R.J.P.E. es feminicida en grado de tentativa

R.J.P.E. es feminicida en grado de tentativa

0
Compartidos
Google+

En juicio oral —que duró siete días— R.J.P.E. fue encontrado culpable de feminicidio en grado de tentativa tras atacar con tres cuchillos a quien fuera su pareja sentimental, a la que apuñaló 37 veces, intentó degollar en dos ocasiones, además de patearla  y golpearla con una piedra en un predio de Villas Naranjos en enero del 2015.

La audiencia de individualización de la pena —en la que definirán los años de cárcel y la reparación del daño— será el jueves 31 de mayo, a las 10:30 horas, en la sala Soberanía del Centro de Reinserción Social (Cereso) de San Francisco Kobén.

A pesar de la sentencia condenatoria emitida ayer, el sentenciado se encuentra libre. El Ministerio Público pidió la pena máxima. R.J.P.E. tiene derecho a apelar ante la Sala Penal del Poder Judicial del Estado de Campeche (PJE) o promover el amparo directo, hasta en tanto no estará en la cárcel.

La sentencia se dio a casi dos años de que el caso dio un giro cuando la víctima, asesorada por personal del Observatorio de Violencia Social y de Género en Campeche (OVSGC) y del Observatorio Ciudadano Nacional del Feminicidio (OCNF) logró que se reclasificara el delito de lesiones calificadas a feminicidio en grado de tentativa.

En ese entonces se acusó de tráfico de influencias ante el parentesco de R.J.P.E. con un magistrado del PJE.

El Tribunal de Enjuiciamiento emitió la sentencia condenatoria al concluir la última audiencia de desahogo de medio de prueba ayer en la sala Soberanía.

R.J.P.E., señalado de generar violencia física, psicológica y económica sobre G.S.A.S., intentó ultimarla, cuando la mujer quiso abandonarlo la madrugada del viernes 30 de enero del 2015. La víctima metía su ropa en una maleta cuando recibió la primera puñalada por la espalda.

Recibió golpes en cabeza y pecho. Al menos dos filos de cuchillos se quebraron ante el salvaje ataque. La víctima intentó refugiarse en el baño, pero por la sangre en el piso resbaló y cayó boca abajó. Ahí la intentaron degollar en dos ocasiones. Fue pateada y golpeada en la cabeza con una piedra.

G.S.A.S. simuló estar muerta para que cesaran los ataques y se fuera su agresor. Al verla inerte, R.J.P.E. se tiró junto a ella, y con otro cuchillo se provocó heridas en los brazos, diciéndole que morirían juntos.

La mujer tuvo que dejar de fingir al ver que no se iría. Temiendo que la volviera a agredir le dijo que aún lo amaba. Gateó como pudo hasta la puerta y ahí se quedó al estar cerrada. El sujeto la alcanzó y la víctima lo persuadió con palabras amorosas para que la llevara un hospital.

R.J.P.E. buscó ayuda y cuando intentó huir lo aprehendieron elementos de la Policía Estatal Preventiva (PEP).

Noticia anterior

Riñen 25 taxistas y Gendarmería

Siguiente noticia

En Unacar 84 intoxicados