Inicio»Yucatán»Exigen castigo por la muerte de un caballo

Exigen castigo por la muerte de un caballo

1
Compartidos
Google+

Tras darse a conocer el hallazgo de un caballo muerto en calles de Mérida, la delegada en Yucatán del Movimiento Consciencia A.C., Marcia Lara Ruíz exigió a las autoridades municipales tomar las medidas necesarias para hallar a los responsables de este lamentable hecho.

Recordó que el Reglamento de Protección a la Fauna de la capital yucateca prohíbe a los llamados “tierreros”, por lo que dijo es importante se tomen las medidas legales contra los responsables, con base en la Ley de Protección a la Fauna del Estado.

Remarcó que es urgente que las autoridades apliquen las leyes vigentes para evitar que estas personas lesionen a más equinos.

“La sociedad está indignada por lo que sugerimos que se tomen las medidas para evitar que haya maltrato, pues este suceso da cuenta de ello”, aseveró.

Como informamos, el pasado fin de semana se encontró a un caballo muerto al cual abandonaron en calles de la colonia Francisco I. Madero, al poniente de la capital yucateca.

La Policía Municipal de Mérida tomó conocimiento del hecho poco después de las seis de la tarde del sábado.

La Central de Comunicaciones de la PMM recibió el reporte de que en la calle 96 entre 65A y 65B  de la colonia antes mencionada había un caballo muerto tirado sobre el pavimento.

Este hecho causó indignación entre los ciudadanos, quienes consideran que este suceso no debe quedar impune.

Asimismo, Lara Ruíz señaló que es obligación del Ayuntamiento de Kanasín verificar las condiciones en las que se encuentran los “tierreros”, pues dijo que todos provienen de este municipio y recorren las calles de Mérida.

Lamentó que la actividad de la venta de tierra siga cobrando la vida de los caballos por lo que solicitó la pronta intervención de la Comuna de Kanasín.

“Todos los tierreros vienen de este municipio por lo que es responsabilidad de sus autoridades verificar que estos no realicen labores prohibidas en otras ciudades, como pasa en Mérida, donde está prohibida dicha actividad”, acotó.

Noticia anterior

Solo a los “coyotes” les reditúa apicultura

Siguiente noticia

Herido en accidente escapa de nosocomio