Inicio»Yucatán»Exigen derogar gravamen a la nómina de comunas

Exigen derogar gravamen a la nómina de comunas

0
Compartidos
Google+

El Gobierno del Estado debe derogar el impuesto del cuatro por ciento sobre las nóminas de los trabajadores, pues representa carga pesada para los alcaldes cuyos ayuntamientos arrastran laudos laborales y deudas que les dejaron los anteriores ediles, consideraron líderes de partidos políticos de oposición.

Dirigentes estatales de los partidos Movimiento de Regeneración Nacional (Morena), de la Revolución Democrática (PRD), Mario Mex Albornoz y Mario Alejandro Cuevas Mena, respectivamente, así como la senadora de Acción Nacional (PAN), Rosa Adriana Díaz Lizama, consideraron que no hay claridad en la administración de Rolando Zapata Bello, respecto al cobro de ese gravamen.

“La alcaldesa de Valladolid, Alpha Tavera Escalante no puede pagar ese impuesto porque el dinero no alcanza, hay otras necesidades, otras prioridades. El Gobierno de Zapata Bello debe considerar la dificultad de los ediles por cumplir con ese gravamen estatal”, indicó Mex Albornoz.

Recordó que el ex alcalde del Partido Revolucionario Institucional (PRI), Róger Alcocer García, dejó una deuda de 25 millones de pesos que ya fue denunciada por la alcaldesa de Valladolid ante las instancias correspondientes, otro motivo que tiene para no pagar el gravamen que es un problema para los ayuntamientos.

 

NO CUMPLEN

Por su parte, la senadora del PAN, Díaz Lizama, informó que los más de 36 ayuntamientos blanquiazules no cumplirán con el pago, pues no lo consideran conveniente ante la limitación de sus participaciones federales, y la cancelación de excedentes petroleros a los municipios.

Recordó que la administración estatal presenta el próximo 30 de noviembre su Paquete Fiscal 2017, por lo que puede solicitar al Congreso del Estado derogar dicho impuesto. “Sería una piedra pesada menos para los ediles”.

Advirtió que el próximo año, las participaciones de los ayuntamientos disminuirán, habrá menos recursos a los municipios, el Gobierno Federal lleva al colapso económico al país y los presidentes municipales no están en condiciones para más cargas impositivas ni federales, ni estatales.

Opinó que para evitar embargos, los alcaldes pueden recurrir a amparos en juzgados federales, incluso, acudir ante la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) para presentar un recurso de inconstitucionalidad contra ese impuesto y echarlo abajo.

El presidente estatal del PRD, Cuevas Mena, subrayó que ese impuesto puede ser derogado y afirmó que los ediles de su partido en Oxkutzcab, Tekantó, Tadziú y Xoxchel, no pagarán ese gravamen que consideran injusto.

“Los recursos federales a los municipios serán bajos en el siguiente año, no es posible que puedan erogar dinero en un gravamen que no sabemos cómo será utilizado y qué utilidad le darán las autoridades estatales. No podemos obligar a nuestros ediles a cumplir con esa normativa”, externó.

Cabe señalar que el impuesto al cuatro por ciento sobre los trabajadores de los 106 ayuntamientos fue creado en 2015. De los anteriores presidentes municipales solo 20 cumplieron con esa responsabilidad.

En lo que respecta a los actuales ediles, ocho han cumplido, la pasada administración municipal panista y la actual en Mérida no han cubierto.

Noticia anterior

Urbano arrolla y mata a ciclista en la Obrera

Siguiente noticia

IC reconoce a su personal