Inicio»Yucatán»Comparece ombudsman en el Congreso local

Comparece ombudsman en el Congreso local

1
Compartidos
Google+

Al comparecer ante diputados locales, el presidente de la Comisión de Derechos Humanos del Estado de Yucatán (Codhey), José Enrique Goff Ailloud, fue cuestionado por la tibieza con que ha enfrentado los casos de abusos de autoridad, detenciones arbitrarias entre otros hechos que han violentado la integridad física y emocional de las víctimas.

En sesión de la Comisión de Justicia y Seguridad Pública del Congreso del Estado, Goff Ailloud entregó un informe del trabajo que la Codhey ha realizado desde que asumió el cargo hace casi tres años, como parte del proceso que se le sigue tras ser propuesto para ocupar la titularidad de la nueva vice fiscalía anticorrupción.

Durante el evento, el ombudsman local defendió en todo momento su  trabajo que ha derivado en la sanción de 780 funcionarios y servidores  públicos estatales y municipales, como bajas temporales, bajas permanentes, suspensiones y hasta encarcelamientos.

La diputada panista Beatriz Zavala le cuestionó hasta el ahora presidente de la Comisión de Derechos Humanos de Yucatán, sobre la conducción que el organismo autónomo a su cargo tuvo durante su gestión; en particular, el caso de tortura suscitado en el municipio de Tekax, y  el alza de casos de feminicidio en todo el Estado.

Expuso que varios de dichos casos reunían los suficientes elementos legales para ser considerados violatorios de los derechos humanos de las víctimas, como fue el caso del policía municipal de Tekax, Miguel Antonio Bacab Kú, quien fue torturado por sus compañeros por filmarlos al momento en que torturaban al ciudadano Francisco Andrei Ávila Basto.

Sobre el cargo que busca ocupar, la legisladora cuestionó al propuesto sobre si consideraba como desvío de recursos la utilización de éstos destinados al combate de la pobreza entre los sectores de la población más necesitada para promoción personal por parte de un funcionario como  un acto de corrupción, en referencia a Mauricio Sahuí Rivero, titular de la Secretaría de Desarrollo Social (Sedesol).

Ante este señalamiento, Goff Ailloud se limitó a expresar que “no  perseguirá a nadie; sino la comisión de un delito”.

Durante su comparecencia, el presidente de la Codhey expuso que de ser electo, su plan de trabajo consistiría en cuatro puntos entre los que destacan transitar la Vice Fiscalía a una Fiscalía especializada en el combate a la corrupción, con el sustento constitucional pertinente, con reformas para garantizar la verdadera autonomía, con patrimonio y personalidad jurídica propia, así como garantizar su independencia.

Además, buscará la creación de cuatro fiscalías investigadoras en el combate a la corrupción, ubicadas en Mérida, Ticul, Tizimín y Celestún.

 

Noticia anterior

Y arranca el Buen Fin…

Siguiente noticia

Colorido desfile de modas