Inicio»Portada»Zapata Bello no cumple palabra a transportistas

Zapata Bello no cumple palabra a transportistas

0
Compartidos
Google+

Empresarios del transporte público responsabilizaron al Gobierno del Estado de la difícil situación económica que atraviesa el sector, y de ser omiso ante las demandas que han planteado a lo largo del sexenio, como mejorar las unidades, eficientar las rutas, y aumentar el subsidio que actualmente reciben.

En conferencia de prensa, los concesionarios leyeron un documento dirigido a la opinión pública, donde manifiestan que han hecho un esfuerzo para resistir la falta de un ajuste en la tarifa del servicio de transporte público, aún cuando ya existe un dictamen y estudios que lo avalan.

“El Gobierno del Estado se comprometió, y no ha trabajado, en atender un problema que nos afecta a todos, y nos generó una grave situación económica, misma que nos impide mejorar las condiciones de las unidades con las que prestamos el servicio, las cuales siguen deteriorándose y generando altísimos costos de mantenimiento”, continúa el texto de una cuartilla.

Mencionaron que desde el inicio de la actual administración estatal se les pidió mejorar la calidad del servicio, su adhesión al proyecto Situr, así como apoyar con subsidio para el combustible de las unidades de transporte.

Los empresarios pidieron a la ciudadanía su comprensión por los inconvenientes de la “total desatención” del Gobierno a su grave situación económica, pues argumentan que los transportistas también son ciudadanos, por lo que tienen derecho a la gestión empresarial.

“No somos culpables de las políticas públicas económicas federales, como han sido los incrementos desmedidos a los precios de combustible, y que el Gobierno Estatal no cumpla con la responsabilidad de otorgar los medios y las condiciones, según lo marca la ley para que esta actividad no colapse”.

Asimismo, responsabilizaron a la autoridad estatal por esta omisión, así como de las consecuencias legales, económicas y sociales que esto implique.

El tesorero de la Unión de Camioneros, Sergio Pino Polanco, mencionó la necesidad de una tarifa emergente mientras se realiza el cambio de Gobierno local para que continúen circulando cobrando 10 pesos para adultos, y cinco pesos la tarifa social.

“Es para seguir circulando, pagar las deudas, darle mantenimiento a las unidades, y no se anden quedando a medio camino. Sería ideal, porque la verdad está dramática la situación, ya no alcanza, está terrible”.

Los empresarios camioneros dieron a conocer una tabla comparativa, donde demuestran las alzas que han tenido que sortear, como el costo de una unidad con clima, que aumentó en 179 por ciento de 2006 a 2018; mientras que el diésel creció un 250 por ciento en el mismo periodo, aunque la tarifa general sólo subió 60 por ciento.

Como se ha informado, el Gobierno Estatal rechazó a los concesionarios de transporte un aumento a las tarifas del servicio, quienes pedían subir de ocho a 13 pesos el costo del pasaje para adultos, y de tres a seis pesos para niños, estudiantes, personas con discapacidad y adultos mayores.

La carta está firmada por Raymundo Vargas Cruz, de la Unión de Camioneros de Yucatán (UCY); Arturo Rodríguez Berzunza, de la Alianza de Camioneros de Yucatán (ACY); Daniel Aguiar Saidén, de Rápidos de Mérida; Rafael Canto Rosado, de Minis 2000, y David Quintal Medina, de Micro Expreso Urbano.

Noticia anterior

Exigen 11 millones ejidatarios de Tetiz

Siguiente noticia

Dengue, con tendencia hacia la baja: Cenaprece