Inicio»Yucatán»Acusan padrón “rasurado” en la elección interna del tricolor

Acusan padrón “rasurado” en la elección interna del tricolor

1
Compartidos
Google+

En medio de quejas por padrón “rasurado” y otras supuestas irregularidades durante el proceso electoral del Partido Revolucionario Institucional (PRI), Francisco Torres Rivas se convirtió en el virtual dirigente estatal.

Reconocidos políticos y numerosos militantes denunciaron anomalías, sin embargo el proceso siguió su marcha.

Entre los afectados estuvo el diputado local Felipe Cervera Hernández, coordinador de la bancada del PRI en el Congreso de Yucatán, quien no pudo votar, ya que su nombre no apareció en el padrón.

“Hasta donde recuerdo soy priísta, diputado del PRI, coordinador de la bancada del PRI, y no estoy en la lista del PRI… Soy consejero nacional (del PRI), ¿Qué más les puedo decir”, respondió a los comunicadores.

En el “rasurado padrón electoral” también fueron afectados el exsecretario general de Gobierno, Roberto Rodríguez Assaf; Adolfo Peniche; Jorge Habib Abimerhi, María Elena Granados, Rubén Calderón Cecilio y Carlos Castillo, entre otros.

Al respecto, el senador Jorge Carlos Ramírez Marín denunció que el proceso “presentó graves irregularidades”, pues tampoco pudo sufragar su esposa y otros amigos.

De igual modo, afirmó que “hubo intentos deliberados de entorpecer y hacer más lenta la votación en determinados lugares”, problema que consideró preocupante, ya que el PRI de Yucatán no podrá ser ejemplo nacional de democracia y organización.

A lo largo del proceso, a través de las redes sociales, se mostraron fotos y videos de acarreo de personas a las casillas, compra de votos con la entrega de una canasta básica, obstrucción de la votación en las casillas y favoritismo, entre otras anomalías.

Entre los videos que se viralizaron a lo largo del día, destacó el caso del presidente estatal del PRI, Carlos Sobrino Argáez, quien es rodeado de varios militantes que reclaman el motivo por el cual no pudieron sufragar, a pesar de que llevan varios años dentro del partido.

De manera tajante se lavó las manos y responsabilizó a los militantes de no refrendar su afiliación para poder participar en el proceso.

Para la jornada electoral se instalaron 111 centros de votación, de los cuales seis fueron en Mérida, y el resto en cada uno de los 105 municipios, los cuales estuvieron abiertos de 8:00 a 16:00 horas.

Ante todas las quejas, el Comité Directivo Estatal del PRI Yucatán, cerca de las 15:30 horas, emitió un comunicado en el cual se informó que “durante la jornada electiva se recibieron diferentes reportes de militantes en Mérida que no habían podido votar, en su mayoría fueron militantes que no refrendaron su afiliación en esta última jornada”.

Irónicamente, el pasado 30 de marzo, en la sesión del Comité de Procesos Internos del tricolor local, se entregó a los representantes de cada una de las fórmulas participantes el padrón total de 191 mil 28 militantes que tendrían derecho a voto, todo ello, con el objetivo de garantizar los principios de certeza y equidad en la contienda.

Incluso, el padrón también fue entregado por el Comité Ejecutivo Nacional (CEN) del PRI, previa validación del Instituto Nacional Electoral (INE).

 

QUE RECONOZCA DERROTA

Más tarde, en conferencia de prensa, Torres Rivas se declaró vencedor e invitó a su opositor, Diego Lugo, a “refrendar su compromiso de respetar los resultados de la jornada electiva”.

Lamentó que numerosos militantes no pudieran votar, y debido a que la gran mayoría de los inconformes eran sus simpatizantes, expresó que “calculamos que la diferencia a nuestro favor debió ser de al menos el doble”, con respecto a su contrincante.

Tras dar las gracias a los militantes, aseguró que su primer compromiso es revisar  y fortalecer el padrón del tricolor para llegar con un buen nivel de competencia a las elecciones intermedias del 2021.

Noticia anterior

Le propinan brutal golpiza a ebrio por oponerse a atraco

Siguiente noticia

Buscan plantar más de 100 mil árboles