Inicio»App»Detienen policías a un comunicador

Detienen policías a un comunicador

0
Compartidos
Google+

Bajo los cargos de faltas a la autoridad y obstrucción a la acción de los elementos del orden, el comunicador Arturo López Herrera, mejor conocido como “Palomeque”, fue detenido arbitrariamente e ilegalmente ayer por agentes de la Dirección de Seguridad Pública, Vialidad y Tránsito (DSPVYT).

Cerca de las 13:00 horas, elementos de Seguridad Pública, arribaron a las inmediaciones del local social de la Sección 47 del Sindicato de Trabajadores Petroleros de la República Mexicana (STPRM), para infraccionar a las personas mal estacionadas o en doble fila.

En esa situación estaba el auto marca Ford, modelo Fiesta, color negro y con placas de circulación YXH901B del Estado de Yucatán, presuntamente propiedad de López Herrera, quien entrevistaba en vivo a Jorge Luis Ríos Robles, trabajador petrolero jubilado.

Para infraccionar, los policías se dirigieron al citado vehículo. En esos momentos se les acercó Juan Carlos Simón Díaz, locatario del mercado “Alonso Felipe de Andrade”, y aseguró que era de su propiedad.

Le solicitaron la documentación, y pidió tiempo. Subió al auto e intentó darse a la fuga, lo que evitó un agente parándose frente a la unidad.

Al ser alertado de lo que sucedía, López Herrera se dirigió al lugar y preguntó a agentes y al subdirector Operativo de la DSPVYT, Bryan Torres Pérez, por qué pretendían infraccionar al conductor y al automóvil, que era suyo.

Ante la negativa de Simón Díaz de presentar los papeles, Torres Pérez retiró la placa delantera, en tanto el comunicador se le acerco por detrás para darle un jalón de manos, por lo que fue asegurado.

Pese a la oposición de un grupo de personas, López Herrera fue subido a una patrulla y trasladado a los separos de la corporación, para su certificación y posterior presentación ante el agente del Ministerio Público. El automóvil fue remitido al corralón.

Noticia anterior

Rechaza INE reubicar las casillas para la consulta

Siguiente noticia

Fue arbitrario; destituyan a Samantha Bravo Muñoz