Inicio»App»No acatan en la 4T la política de austeridad

No acatan en la 4T la política de austeridad

2
Compartidos
Google+

La casa de la gobernadora de Campeche, Layda Elena Sansores San Román, ubicada en San Lorenzo, forma parte de una recopilación de las 15 mansiones de prominentes funcionarios y gobernadores de la 4T, en que también se encuentran Ricardo Monreal Ávila, Olga Sánchez Cordero, Julio Scherer Ibarra y Alejandro Ruiz Manero, entre otras personalidades.

Una de las investigaciones del portal Emeequis señala que “los príncipes del poder en la era obradorista tienen caprichos tan exquisitos, como los de la etapa neoliberal, a la hora de elegir sus refugios. Y una chequera suficiente para satisfacerlos.

Palacetes citadinos, fincas de descanso, playas privadas, ranchos en la patria chica, quintas provincianas, reservas tropicales privadas, plantaciones fortificadas, pisos y mansiones en Houston, Nueva York o París, figuran en las propiedades de la casta política que llegó al poder al grito de “primero los pobres”.

Los gobernantes de la austeridad sienten debilidad por las finas duelas de maderas pulidas, las cornisas pronunciadas, las canteras rosadas o blanquecinas, las grandes albercas, los ventanales que asoman al mar.

Emeequis recopiló 15 de las mansiones más famosas de funcionarios obradoristas -incluidas de investigación propia-, que han marcado un alto contraste con el discurso de Andrés Manuel López Obrador, quien postuló el primer día de su gobierno: “No puede haber Gobierno rico y pueblo pobre”.

En el caso de la exgobernadora de Campeche, Layda Sansores, exsenadora, exalcaldesa de Álvaro Obregón en la Ciudad de México, “tiene un palacete en Jardines del Pedregal, en la Ciudad de México; una finca cafetalera en Chiapas, casas en Las Delicias de Cuernavaca, Morelos; en el Centro Histórico y en San Román, en la ciudad de Campeche”.

Pero la joya más estimada de su cuantioso patrimonio inmobiliario -al que se suma una gran cantidad de inversiones en negocios- es la Hacienda San Lorenzo, una reserva tropical de alrededor de 100 hectáreas de superficie arbolada por especímenes de maderas preciosas, con dos kilómetros de playa privada.

Excolaboradores de Layda relataron a Emeequis: “En la propiedad donde se ubica la hacienda bien podría caber un Municipio. Son varios kilómetros cuadrados. De la mansión a la playa hay que trasladarse en vehículos. Hay un gran stand de tiro. Hay también salida al mar, una playa privada donde hay un muelle. También, más allá, hay un embarcadero. Antes tenía una casa de huéspedes, frente al mar. Esta casa tenía varias decenas de unidades de aire acondicionado. No treinta ni cincuenta. Varias más. Y no es la mansión principal. En la misma propiedad hay uno de los hoteles de su cadena”.

Sobre la vigilancia privada, describen: “Para entrar hay caseta y gente armada. No se están exhibiendo, pero tienen armas. Adentro hay personal que también va armado, también sin ostentación”.

La investigación también describe propiedades de Ricardo Monreal en Puebla del Palmar y en Plateros del Santo Niño, donde el senador y su hija Edna Catalina poseen más de 70 hectáreas; y la casona porfiriana de General Prim 72, en la Ciudad de México. El exdiputado federal (2015-18), excandidato de Morena al Gobierno de Jalisco (2018) y exdelegado de Programas Federales del Gobierno de AMLO en Jalisco (2018-2019), Carlos Lomelí Bolaños, posee entre otras propiedades que forman su cuantiosa fortuna, una mansión en la exclusiva zona del lago Woodlands, en Houston.

La presidenta de la Mesa Directiva del Senado, ministra en retiro y exsecretaria de Gobernación, Olga Sánchez Cordero, no ha ocultado su riqueza. Hace unos años abrió las puertas de su casa en Ciudad de México a la revista RSVP. Ahí mostró su gusto por las  obras de arte, acabados de lujo, ostentosas lámparas y candiles, finos pisos de duela, artesanado de madera y biombos artísticos.

El controvertido fiscal general de la República, Alejandro Gertz Manero, también tiene gustos glamorosos y de talla internacional. En 2012, la Asociación Universidad de las Américas, que él preside, adquirió un departamento en la avenida Fouch de París, Francia. Se trata de una zona destinada a multimillonarios.

Exconsejero jurídico del presidente López Obrador, Julio Scherer Ibarra posee un condominio en el número 530 de Park Avenue, en Nueva York, a cinco minutos de la Quinta Avenida y de Central Park. Santiago Nieto Castillo, extitular de la Unidad de Inteligencia Financiera, habría acumulado cuatro propiedades y un auto con valor de 40 millones de pesos.

La expresidenta nacional de Morena, Yeidckol Polevnsky, compró en 2019 un inmueble ubicado en el número 1315 de la  Avenida España en la colonia Moderna de Guadalajara. Le costó 14 millones 300 mil pesos, según la escritura número 16,396 emitida por el notario 131 de Guadalajara, José Martín Hernández Nuño.

Noticia anterior

Enviarán a la Corte la ‘Ley de Amnistía’

Siguiente noticia

Bajará en 50% la cosecha de arroz