Inicio»App»“Moches” en asignación de obras en Champotón

“Moches” en asignación de obras en Champotón

0
Compartidos
Google+

Al acusar a la presidenta municipal de Champotón, Claudeth Sarricolea Castillejos, de traidora y mentirosa, albañiles champotoneros protestaron en el Palacio de Gobierno para denunciar que una mafia de contratistas marrulleros, coludidos con el esposo de la alcaldesa, Luis Ruibal Santini, se han agandallado las obras y la mano de obra local ha sido relegada.

Los alarifes, encabezados por Guadalupe Angel Pech Campos, arribaron antes del mediodía a la sede del Ejecutivo estatal con dos mantas; una decía: “Claudeth, no mentir, no robar y no traicionar y tú mentiste, nos traicionaste, vendiste las obras al mejor postor, dejando sin mano de obra a los champotoneros” y otra denunciaba: “Los contratistas de Champotón le pedimos justicia contra los presidentes de Champoton: Claudeth y el Negro Santini, el ‘vendeobras’. Nos prometió en campaña que las obras serían para los champotoneros, pero no fue así se lo venden al mejor postor”.

Pech Campos señaló que tienen todo el derecho moral y social para reclamar a Layda Sansores San Román que intervenga con un enérgico jalón de orejas a la ‘malcriada’ de Sarricolea Castillejos, ya que formaron parte de la lucha desde 1997, incluso participaron en la resistencia civil, porque creyeron que representaba la justicia, y ahora que está en el poder deben demostrarlo.

Expuso que en diversas ocasiones han intentado dialogar con Sarricolea Castillejos, pero se ha negado a darles respuesta favorable. En campaña les ofreció que las obras serían para la mano de obra local, pero los marginan, ya que un grupo de contratistas tiene el control y se ha beneficiado desde hace varios años.

Denunció que “El Negro” Santini, esposo de Sarricolea Castillejos, es el que decide a quién le asignan las obras y hace negocios. Se dedican a vender las obras a los contratistas de Campeche, que son los que tienen dinero para pagar. Son marrulleros que manejan el Ayuntamiento, no la presidenta, pero por el dinero a nosotros nos hacen a un lado, se quejaron.

Noticia anterior

Crece la violencia

Siguiente noticia

Avalan tribunales violación a la ley en el caso Huitz