Inicio»Carmen»Carmen encabeza lista de suicidios

Carmen encabeza lista de suicidios

0
Compartidos
Google+

El municipio de Carmen lidera los casos de suicidio en el Estado con 22 en lo que va del año—según cifras oficiales de la Secretaría de Salud hasta agosto,  a los que se suman tres más del pasado fin de semana— por lo que el responsable del Departamento de Salud Mental de la Jurisdicción Sanitaria Número Tres (JSN3), Víctor Cabo de Vila, llamó a la sociedad a comprometerse en la prevención de este problema de salud pública.

El suicidio es el acto de quitarse deliberadamente la propia vida. El comportamiento suicida es cualquier acción que pudiera llevar a una persona a morir, como tomar una sobredosis de fármacos o estrellar un automóvil de forma deliberada. Los motivos pueden ser muchos y actualmente siguen en estudio por parte de profesionales de diversas áreas de conocimiento.

En el 2013 en Carmen se registraron 24 suicidios de los 74 que se concretaron en todo el Estado. En lo que va de 2014, en Carmen hay confirmados 22 según las estadísticas hasta agosto, pero este fin de semana se reportaron tres más de manera consecutiva, el de dos mujeres y un hombre, por lo que la cifra podría llegar a 62 actos suicidas en todo el Estado durante el año.

Las edades de quienes se han quitado la vida pueden dividirse en un grupo de personas de entre 15 y 44 años, y en otro de personas de 50 años.

En el Estado se han suicidado 48 hombres y 11 mujeres (estadísticas hasta el mes de agosto). El municipio de Carmen ocupa el primer lugar en suicidios con 22 casos confirmados, y le sigue Campeche con 14 y Escárcega con nueve.

Aunque se realizan acciones preventivas, Cabo de Vila dijo que es necesario que la comunidad en general se sume a ellas, pues es un problema de salud pública e involucra a todas las instituciones. Por ello la importancia de comprometerse y trabajar para incidir en este problema derivado de múltiples situaciones.

 

MIEDOS

Destacó que los adolescentes experimentan fuertes sentimientos de estrés, confusión, dudas de sí mismos, presión para lograr éxito, incertidumbre financiera y otros miedos mientras van creciendo, y el divorcio, la formación de una nueva familia con padrastros y hermanastros, o las mudanzas a otras nuevas comunidades pueden hacerlos pensar en el suicidio.

La depresión y las tendencias suicidas son desórdenes mentales que se pueden tratar. Hay que diagnosticar la presencia de esas condiciones tanto en niños como en adolescentes y se debe desarrollar un plan de tratamiento apropiado.

Cuando hay posibilidades de que existan estos problemas es necesario recurrir a un examen psiquiátrico.

Noticia anterior

Inicia encuesta sobre servicio de mototaxis

Siguiente noticia

Olvidado El Cafetal, antigua ciudad maya

No hay comentarios

Dejar respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *