Tribuna Campeche

Diario Independiente

Desplazaron líderes de Pemex mano de obra local

Secciones sindicales de petroleros, como el de la 47 que lidera Víctor Kidnie De la Cruz, tienen una deuda histórica con los carmelitas

Desde la llegada de Petróleos Mexicanos al municipio los carmelitas fueron marginados por sus dirigentes sindicales, pues solo dieron plazas a sus amigos y sus compadres, aseguró el diputado Luis Ramón Peralta May.

El líder de la Federación Local de Trabajadores de Carmen (FLTC) de la Confederación de Trabajadores de México (CTM), dijo que los líderes de las secciones 42 y 47 del Sindicato de Trabajadores Petroleros de la República Mexicana, Luis Gerardo Pérez Sánchez y Víctor Manuel Kidnie de la Cruz, tienen una deuda histórica con El Carmen.

“Muchos se asustan con el recorte que se está realizando en Pemex, sin embargo la realidad es que a los carmelitas nunca fueron tomados en cuenta”.

Dirigentes sindicales nunca dieron oportunidad a la mano de obra local. Los pobladores continuaron vendiendo en sus pequeñas tiendas, integrándose al subempleo, laborando de albañiles o taxistas, aun cuando se esforzaron estudiando jamás fueron tomados en cuenta.

“Solo hubo beneficio para los paisanos de Tamaulipas y de Veracruz, porque quienes dirigen las secciones 42 y 47 provienen de esas tierras. Los sindicalizados y de confianza son y siguen siendo foráneos, y si no solo hay que hacer una encuesta de los lugares de donde son originarios y las respuestas saldrán por sí mismas”.

Cada 14 o 28 días, dirigentes destinan los autobuses, que ellos regentean, para trasladar a los petroleros que solo vienen a laborar, por lo que se van de la Isla sin generar ningún recurso.

“Tanto Carlos Romero Deschamps, Víctor Manuel Kidnie de la Cruz y Luis Gerardo Pérez Sánchez han amasado fortunas a costa de los obreros. Son millonarios, tienen mansiones no solo en la Isla sino en sus tierras de origen, tienen guaruras las 24 horas, y todo eso ¿quién se los paga? Pues los propios trabajadores”, dijo el legislador.