Inicio»Carmen»Incongruente, corrupto y manipulador el edil

Incongruente, corrupto y manipulador el edil

0
Compartidos
Google+

Pablo Gutiérrez Lazarus encabeza un Gobierno Municipal incongruente en el que incluso no congenia con algunos regidores de su partido, el PAN, y donde la manipulación y la opacidad de las cuentas públicas son preámbulo de la red de corrupción que protege.

Afirmaron lo anterior los síndicos de Hacienda y administrativo, panista José del Carmen Gómez Quej y priísta Alberto Rodríguez Morales, al opinar sobre el informe de la Auditoría Superior del Estado de Campeche (Asecam) que detectó irregularidades por más de 200 millones de pesos de las cuentas públicas 2016, lo que derivó en 33 observaciones.

Gómez Quej criticó la incongruencia del edil Gutiérrez Lazarus, pues en campaña juró que su gobierno sería transparente, pero ya instalado en la Presidencia Municipal sólo se ha dedicado a ocultar información de las cuentas públicas.

En su momento —agregó—, el munícipe tendrá que afrontar las consecuencias de sus actos y aclarar el destino del dinero que pasó por sus manos.

Tendrá que justificar, por citar un ejemplo, los 100 millones de pesos que anunció primero como robados por el extesorero Carlos Arturo Flores Olán y el excontralor José María Pérez Vega, a quienes luego pretendió justificar al afirmar que esos recursos lo utilizaron para otros fines.

“No me han mostrado papeles para saber dónde está el desvío o el destino de ese dinero. La Asecam puede señalarlo por otras cuestiones, pero sí tengo claro que Gutiérrez Lazarus no tiene facultades para acusar a los exfuncionarios”.

El esclarecimiento deben realizarlo las autoridades judiciales, pues incluso el alcalde aseguró que en febrero último presentó denuncia, recordó.

 

OBLIGADO A RESPONDER

Rodríguez Morales cuestionó el celo con que Gutiérrez Lazarus esconde la verdadera situación de las finanzas públicas, lo que robustece sospechas de malos manejos.

Tal pareciera que sus acciones son para proteger a una red de funcionarios corruptos que opera en el Gobierno Municipal, sobre todo en Tesorería y Obras Públicas, y al menos en esta última su titular ha sido señalado de obligar a contratistas a adquirir el material de construcción a su esposa Lorena Jara Jara, pero ni así aplica correctivos.

El extesorero y su sucesora, la yucateca Ligia Patricia Castillo Góngora, están obligados a responder por las 33 observaciones de la Asecam, respecto a las irregularidades detectadas por más de 200 millones de pesos.

“Hay evidencia sólida de corrupción en el Ayuntamiento, de la cual el director de Obras Públicas, Luis Norberto Vera Maury, sería sólo la punta de la madeja al estar inmiscuido en escandaloso tráfico de influencias y conflicto de intereses”.

Sin embargo, Gutiérrez Lazarus calla, recurre a una política de omisión e indolencia ante las necesidades de las comunidades, donde no hay obras ni servicios, argumentando falta de recursos, pero ahora se sabe que aplicó erróneamente más de 200 millones de pesos.

En este escenario, los regidores leales a Pablo Gutiérrez Lazarus son cómplices del saqueo y la corrupción, pues votan a favor de todos los caprichos del munícipe sin pensar en el compromiso que tienen con la población carmelita, concluyó Rodríguez Morales.

Noticia anterior

Favorecen a foráneos para ‘tapar’ anomalías

Siguiente noticia

“Para eso hemos nacido”