Tribuna Campeche

Diario Independiente

Rebasó inseguridad a Semar en Sonda

Da click para más información

La Secretaría de Marina ha sido rebasada por la delincuencia, pues resulta insuficiente e incapaz para brindar seguridad a marinos y pescadores en la Sonda de Campeche, donde se cometen delitos de alto impacto.

Así lo afirmó el diputado federal José del Carmen Gómez Quej, integrante de la Comisión de Pesca, al lamentar que la Comisión Nacional de Pesca sólo tenga 200 elementos para vigilar y regular la actividad las costas del país, lo que es insuficiente.

El también coordinador de la Subcomisión de Pesca para el Golfo y el Caribe, manifestó que la Marina no garantiza la seguridad de los pescadores en costa afuera, donde grupos delictivos armados roban producto, motores y hasta lanchas de fibra de vidrio, dejando a las víctimas a su suerte.

Durante la revisión del Presupuesto Egresos 2019, buscarán mayores recursos para la seguridad de los pescadores en la Sonda de Campeche y al combate a la delincuencia, que lacera a sus familias.

“En los puertos campechanos no puede ser regulada la salida a la mar de las embarcaciones, por lo cual la integridad de los ribereños está en riesgo, sobre todo en época de frentes fríos y huracanes al no respetar los avisos de seguridad”.

Además, no hay autoridad que regule y vigile los puertos para que sean respetados los avisos de seguridad, y como no hay muelles de resguardo vemos embarcaciones en cualquier cuerpo de agua con acceso al mar, apuntó el legislador.

La Capitanía de Puerto —continuó Gómez Quej—, aseguró que los pescadores no respetan los avisos de emergencia para el cierre de puerto, lo que genera problemas, entre ellos naufragios en altamar.

Las alertas que prohíben la navegación a navíos ribereños y menores, son emitidos a tiempo y precisan medidas preventivas, como cierre y apertura del puerto, sin embargo, muchas veces no son respetadas por los pescadores.

Hizo un llamado a los familiares a evitar que los hombres de mar salgan a laborar cuando haya alerta por frentes fríos o temporales, pues sólo así evitarán accidentes o naufragios.

 

CASO ESTELA I

De manera reciente, el 14 de noviembre la embarcación Estela I, en que navegaban cuatro pescadores, fue sorprendida por el frente frío y naufragó. Sólo uno fue rescatado con vida, lamentó.

Tras cumplirse el protocolo de búsqueda, personal de la IX Zona Naval Militar, con sede en Yucalpetén, suspendió la movilización.

Hasta el momento no es posible determinar qué paso con los demás tripulantes, sólo que el sobreviviente relató que fueron expulsados de la lancha a causa de la marea y vientos.