Tribuna Campeche

Diario Independiente

¿Y los 918 trabajadores petroleros de oficinas?

Da click para más información

Mientras que el director general de Petróleos Mexicanos (Pemex), Octavio Romero Oropeza, asegura que arribaron 918 trabajadores de las oficinas centrales de la petrolera, Javier Bello Ávila, presidente del Grupo Unido Campechano de Trabajadores, aseguró que hasta ahora se desconocen que áreas realmente fueron trasladadas.

“Me llama mucho la atención sus declaraciones, ya que asegura que de los 918 trabajadores que han llegado a la Isla, 520 pertenecen al área de exploración y producción, 280 administrativos y 118 de diferentes lugares”.

“Sin embargo, parece que se quiere burlar de los campechanos o del Presidente de México, porque la instrucción fue precisa, la Dirección General de Pemex a Carmen”.

La realidad es que Romero Oropeza opera en todos lados, menos en la Isla. Parece que de nada sirvió que en diciembre de 2018, el Presidente al Carmen a presentar el Plan Nacional para la Producción de Hidrocarburos, donde reiteró su compromiso de que “toda la torre de Pemex se viniera a la ciudad”.

“Hasta ahora los carmelitas y los petroleros, desconocen que áreas de Pemex se van a trasladar, cuántos trabajadores, en donde van a operar, no se sabe nada, sólo las declaraciones fantasiosas que hace Romero Oropeza”.

Por su parte, Victoria Álvarez Casanova, presidenta de la Delegación Carmen de la Asociación Mexicana de Hoteles y Moteles, manifestó que ese número importante de trabajadores que se dice han llegado a la Isla, deberían impactar positivamente en la economía local, sin embargo, no tiene ninguna relevancia.

Por otro lado, Julio Gutiérrez Flores, corredor de bienes raíces, sostuvo que hasta el momento, no se ha visto mejoras en el arrendamiento de casas habitación, luego de la fuerte baja que se tuvo, con la caída de los precios del petróleo y la reducción en los contratos por parte de Pemex.

“Desconocemos en donde se quedan esas más de 900 familias que aseguran ya llegaron a Carmen, pues la falta de contratos de arrendamiento permanece con las mismas estadísticas, siempre a la baja”.