Inicio»Carmen»Queja internacional contra Pemex, viable

Queja internacional contra Pemex, viable

4
Compartidos
Google+

Ante las graves violaciones de Pemex a los derechos labores, la Unión Nacional de Técnicos y Profesionistas Petroleros (UNTYPP) presentaría denuncia ante el Tratado de Libre Comercio con Estados Unidos y Canadá (TMEC), y la Organización Internacional del Trabajo (OIT), y tanto México como la petrolera serían sancionados, advirtió su secretaria general Silvia Ramos Luna.

A nivel nacional —refirió—, en Pemex hay violaciones muy graves a la libertad sindical y a los derechos de los trabajadores, lo que pone en riesgo la soberanía energética y el crecimiento de la industria, “y en Carmen no sólo hay estos abusos, sino se pretende desmembrar a nuestra organización al movilizar o reasignar a los dirigentes y bajar de nivel a compañeros”.

Entre las acciones que violentan los tratados internacionales firmados por México, están el derecho a ser representados por la organización sindical a la que pertenecen, la imposición de trabas para el cobro de cuotas sindicales y la movilización de directivos.

“La movilización de directivos ocurre en Carmen y es una de las más graves violaciones. Nos mueven al secretario general y a la secretaria del Trabajo, y no es necesario ser conocedor del tema para darse cuenta que el objetivo es desmembrar al sindicato (UNTYPP), pues estas responsabilidades son de las más importantes en cualquier gremio”.

El Convenio 135 de la Organización Internacional del Trabajo (OIT) establece que la empresa debe apoyar en todo lo posible a los sindicatos, para que éstos desarrollen sus funciones, sin embargo, en México y en Carmen específicamente, hacen lo contrario al mover a nuestros directivos y bajar de nivel al secretario de Organización, de manera unilateral e injustificada, lo cual viola la libertad sindical.

“Hemos intentado ser escuchados por la Secretaría del Trabajo y Previsión Social (STPS), pero no hemos avanzado. Fuimos a la Secretaría de Gobernación (Segob), tampoco avanzamos, por lo que sólo nos dejan la opción de presentar demanda ante el TMEC y la OIT”.

Finalmente, Ramos Luna expuso que les preocupa que puedan sancionar a la empresa y al país, “pero no se vale que violen de manera fragrante nuestros derechos, el de la libertad sindical y la de contratación colectiva”.

Noticia anterior

Tres defunciones y nueve contagios

Siguiente noticia

Mediática, renuncia de Gutiérrez Lazarus