Inicio»Carmen»Marinsa está en pleno derrumbe

Marinsa está en pleno derrumbe

0
Compartidos
Google+

Tras los malos resultados de Marinsa en la perforación de pozos, el presidente Andrés Manuel López Obrador ignoró la solicitud escrita de audiencia que le envió el director del Grupo Cemza, José Luis Zavala Solís.

Reveló lo anterior Marco Antonio Camacho Zapata, presidente de Asociación Petroleros contra la Corrupción, A. C., al indicar que Zavala Solís esta “quemado” por los escándalos de presuntos casos de huachicoleo, y ahora por su amplia relación comercial con la compañía Litoral Laboratorios Industriales, propiedad de Felipa Guadalupe Obrador.

A finales del 2020 —relató—, a través de un oficio con fecha 23 de diciembre, el directivo pidió audiencia con el Presidente de México, para exponerle los “efectos colaterales inexplicables y desafortunados”, pero fue desdeñado.

Presentó la solicitud luego de la rescisión de contratos de Pemex a Litoral Laboratorio, y por eso dejó de presumir en medios nacionales que es “el mejor hombre de negocios”.

Expuso que Zavala Solís, respecto al contrato para “Servicio Integral para la Proyección de Productos Químicos a Pozos de la SPBAS AS01”, que le anularon por sus vínculos con la empresa de la pariente del presidente López Obrador, sostenía que la medida tiene efectos colaterales inexplicables y muy desafortunados.

El empresario expuso que “la ejecución e independencia de otros proyectos que tienen con Pemex está siendo afectada seriamente, lo que provocará daños operativos irreparables y altos costos económicos no para Grupo Cemza y colaboradores, sino también para la petrolera del Estado mexicano”, pero lo cierto es que su mina de oro se le extingue, sentenció Camacho Zapata.

Es evidente que Zavala Solís sigue esperando cita, como hacen muchos empleados cuando su empresa no paga, y se quedan sentados y de brazos cruzados, expresó.

Los pocos resultados que Marinsa ha tenido en los pozos que ha perforado, los escándalos por presunto huachicoleo, y otros problemas que enfrenta el Grupo Cemza, ya lo tienen alejado de las “grandes ligas”.

Si el 2019 fue el año del lanzamiento de Marinsa a nivel nacional, como una de las empresas que competía por grandes contratos con compañías internacionales, el 2020 sirvió para dejar en claro que su mala administración lo trae en caída libre.

Noticia anterior

Deficiencias en IMSS e Issste

Siguiente noticia

Apapacha Comuna a empresa de Figueroa