Inicio»Carmen»No da la cara Ynurreta ante problemas

No da la cara Ynurreta ante problemas

0
Compartidos
Google+

La falta de coordinación entre el Sistema Municipal de Agua Potable y Alcantarillado de Carmen (Smapac) y la Comisión de Agua Potable y Alcantarillado del Estado de Campeche (Capae), origina la falta del vital líquido en gran parte de la Isla, ante lo cual deben ponerse de acuerdo para reparar fugas y eficientar el servicio.

Propuso lo anterior David de Jesús Hernández Ceballos, integrante de El Pueblo de Carmen contra la Corrupción A. C., al solicitar a las autoridades poner solución a este problema mediante la reparación de fugas y tuberías viejas, que son los principales males que enfrentan las citadas dependencias, y reprobó que Nicolás Hernández Ynurreta Mancera, titular de Smapac, no dé la cara.

“Hay culpa compartida entre el Smapac y Capae, pues son los que tienen la responsabilidad de distribuir el líquido vital, pero no vemos trabajo coordinado para evitar que la gente se quede sin agua. Pueden pasar dos días y hay gente que se queja, que les escribe en sus páginas, y no hay respuesta”.

El Smapac tienen problemas con la distribución, por eso optó por programas de tandeo en diversas zonas, que a larga se convierten en goteos, y no es la solución que demandan los usuarios.

Tampoco la Capae ha desarrollado un proyecto para rehacer el acueducto paralelo, donde más del 40 por ciento del agua se desperdicia por fugas y otras fallas que no son corregidas con prontitud, explicó Hernández Ceballos.

“Es hasta gracioso, porque el acueducto fue inaugurado hace seis o siete años pero funciona al 20 ó 30 por ciento, lo cual es insuficiente abastecer adecuadamente a la Isla”.

No hay buena estrategia, tampoco trabajo conjunto, lo cual urge para que los carmelitas tengamos agua, sobre todo por razones higiénicas ante el coronavirus, expresó.

El problema radica también en quien está al frente de la dependencia municipal, quien bajo el pretexto de la pandemia se excusa en atender al usuario y prefiere que los empleados den la cara ante los problemas.

Nicolás Hernández Ynurreta Mancera es el funcionario más gris de esta dependencia municipal, porque la deficiencia en el servicio recae en su responsabilidad, pero no sabe cómo solucionarla, y prefiere esconderse, dijo.

Finalmente, el activista expuso que la situación del Covid–19 no es pretexto para detener la distribución del agua potable, por lo que urge dar solución al problema de la falta del vital líquido.

Noticia anterior

Reviven Viacrucis

Siguiente noticia

Choca 2 veces en Siglo XXI