Inicio»Carmen»Ineptitud de Pérez dañó a constructores

Ineptitud de Pérez dañó a constructores

4
Compartidos
Google+

Por estupidez, falta de liderazgo y organización, el presidente de la Cámara Mexicana de la Industria de la Construcción (CMIC) en Carmen, Teodoro Pérez Chan, inhibió la participación de constructores locales en licitaciones que dejarían derrama superior a los 200 millones de pesos, organizadas por la Secretaría de Desarrollo Agrario, Territorial y Urbano (Sedatu).

Aseveró lo anterior Daniel Gaspar López Lanz, presidente de la Asociación Mexicana de la Industria de la Construcción (AMIC) en el municipio, y recalcó que la torpeza de Pérez Chan, que además de falta de capacidad sólo está acostumbrado a recibir contrato de obra pública por favores políticos, no le permitió organizar una propuesta solvente entre varios socios.

“Si los integrantes de la CMIC en Carmen no participaron quizá fue por omisión de su presidente, porque la convocatoria estaba abierta para todos. No hay excusas, a menos de que verdaderamente no estén acostumbrados a licitar fuera de la entidad”.

En este tipo de contratos, Pérez Chan tenía que tomar la batuta y organizar con meses de antelación una propuesta con constructores locales, pero es evidente que carece de liderazgo y no tiene la confianza de quienes nos dedicamos a esta profesión, criticó.

Aunque las convocatorias oficiales de las licitaciones públicas nacionales de la Sedatu se hicieron este año, el proyecto del Mercado de Artesanías fue anunciado desde el 2018 por el Gobierno Federal, por lo tanto, hubo tiempo para prepararse porque en estos concursos hay reglas, entre ellas que los participantes cuenten con capitales contables suficientes.

Pérez Chan “está acostumbrado a pactar por adelantado contratos locales, a recibir millones por propuestas infladas donde se lleva mayores utilidades a costa de la calidad, por eso no fue capaz de presentar propuesta conjunta con sus representados a la Sedatu”.

Es muy diferente recibir obras sorteadas y pactadas que licitar con reglas claras y abiertas. Simplemente Teodoro no tiene allá ningún amigo que lo ayude a ganar, sentenció López Lanz.

Este dirigente es un “cero a la izquierda”, ignorante e incapaz de gestionar para generar oportunidades reales a los constructores de Carmen, algunos de los cuales están muy lesionados por la crisis económica derivada del coronavirus.

Aunque no me compete, pues no pertenezco a la CMIC, los constructores reeligieron a Pérez Chan porque confiaban en él, y seguramente les prometió crecimiento, pero al quedar fuera de obras por encima de 200 millones de pesos lo deja mal parado.

En estos tiempos de crisis, la Sedatu “abrió el portafolio” para que las mejores propuestas ganaran, y si era de Carmen mejor, pero en esta ocasión los socios de dirigente de la CMIC se quedaron como el chinito: solamente viendo.

Noticia anterior

Iniciará la vacunación a médicos privados

Siguiente noticia

A empresa de Morelos primer paquete de obras