Inicio»Carmen»La CFE es sinónimo de ineptitud y corrupción

La CFE es sinónimo de ineptitud y corrupción

0
Compartidos
Google+

La Comisión Federal de Electricidad (CFE) es sinónimo de corrupción, mafia, terrorismo e ineptitud, sentenció presidente de Gestoría Social Carmen, Marcelo Rosario Arcos, luego de los constantes bajones, “cortes” en el servicio, cobros excesivos y extorsiones de parte de los trabajadores de la exparaestatal.

Por estas razones —aseveró—, considero necesario exigir la renuncia del superintendente de Zona Carmen, Eric Guadalupe Martínez Güemes, quien no da la cara a cientos de usuarios ante las constantes fallas en el suministro de energía eléctrica.

“La CFE es incompetencia, empezando por el superintendente, que ya se tiene que largar y dejarle el puesto a quien sí pueda, porque el señor nomás no da la cara, no responde, mientras persisten los ‘bajones’ de corriente y se nos va la luz. Es pésimo el servicio que nos dan, y aún así quieren que paguemos a tiempo por una cochinada”.

En estos momentos de crisis financiera —continuó—, presuntamente algunos de los trabajadores de la CFE exigen “moches” a los ciudadanos para no suspender el servicio, pues llegan a los domicilios con órdenes falsas de cortes y exigen de mil a cinco mil pesos para no proceder.

“La Comisión Federal de Electricidad es un gran negocio para sus trabajadores. Si te traen una orden de corte, ellos mismos te dicen que si les das un sencillo no te lo cortan, o inventan que es una orden de México. Otra estrategia es que si consumes 100 kilowatt hora (kwh), insinúan que tienes diablito, pues debe marcar 500, y si protestas recurren al famoso ajuste y arroja tarifa de 30 mil pesos. Nunca pierden”.

TARIFAS

El tema de las tarifas que apoyan a la ciudadanía no sirve de nada, debido a las exigencias de la CFE y trabajadores para evitar las pérdidas de ganancias, recriminó Rosario Arcos.

Es una simulación lo de la tarifa, diría el presidente que es atole con el dedo lo que le dan a la gente, pero el Gobierno Federal no ha podido hacer nada. Aquí hacen lo que quieren. Llegan, irrumpen en tu casa, te amenazan y exigen dinero, y todo eso es por toda esa mafia, finalizó.

Noticia anterior

Belinda “explota” contra los haters

Siguiente noticia

Predio, usado como basurero clandestino