Inicio»Carmen»Fuera de la Comuna 200, y sin liquidación

Fuera de la Comuna 200, y sin liquidación

0
Compartidos
Google+

Pese a la promesa del alcalde Pablo Gutiérrez Lazarus de no despedir a nadie, unos 200 trabajadores de la Comuna fueron dados de baja sin recibir liquidación, bajo el argumento de que no hay recursos.

Denunció lo anterior el síndico administrativo Leopoldo Hernández Lezama, y cuestionó la postura de la Dirección de la Unidad Administrativa, por no mantener a trabajadores contratados por el gobierno de Óscar Román Rosas González, aunque estén bajo el esquema de sindicalizados.

El cabildante explicó que desde el lunes de la semana pasada, trabajadores de diversas áreas cumplen con las ocho horas de la jornada diaria, en espera de noticias o del pase de lista, luego de que sus nuevos jefes sólo les notificaran que fueron dados de baja.

“Por ahora no tengo el dato exacto, pero calculo arriba de 200 personas en estas circunstancias. La directora de la Unidad Administrativa asegura que son personas ‘fantasmas’, pero no es así, pues los vemos todos los días en la plaza cívica. El alcalde prometió no correr a nadie, pero se hace lo contrario, y vamos a esperar a ver qué dice al respecto”.

Sin precisar a qué áreas pertenecen y si algunos eran de confianza, Hernández Lezama confirmó haberse reunido con la titular de la Unidad Administrativa, Gladys García Casanova, quien sentenció que ningún empleado contratado por la administración rosista permanecerá.

Los empleados han intentado obtener información con regidores o personal de Recursos Humanos, y la postura de García Casanova es la misma.

“La funcionaria afirma que la administración saliente dejó una gran cantidad de sindicalizados que no avalará, que van a mover o a liquidar a todos, aunque argumentó que no hay dinero, por lo cual dentro de tres semanas les pagarían la liquidación o finiquito en dado caso”.

El síndico administrativo dijo que esta semana, algunos empleados esperan el pago nominal de al menos los días que permanecieron en funciones, antes de ser notificados de sus bajas.

Aunque estén las ocho horas laborales en la plaza cívica, no se les contabiliza como día de trabajo, pues ya no son empleados de la Comuna, lamentó.

Debido a que muchos trabajadores son sindicalizados, Hernández Lezama señaló que seguramente los dirigentes de esas organizaciones mediarán si consideran injustificado el despido, sobre todo de quienes tenían más de tres años en el Ayuntamiento.

A decir del síndico administrativo, algunos empleados no fueron contratados por el gobierno de Óscar Rosas, sino permanecieron porque eran de la plantilla sindicalizada desde administraciones pasadas.

Noticia anterior

Atendió Arbitraje Médico 73 casos

Siguiente noticia

Exigen destrabar denuncias contra Pérez Sánchez