Inicio»Carmen»Contagios rebasaron capacidad del IMSS

Contagios rebasaron capacidad del IMSS

0
Compartidos
Google+

Mientras el director del IMSS, Gerardo Gámez Almaraz, se niega a hablar de los problemas y deficiencias en la institución, la Asociación Mexicana de Médicos Generales, capítulo Ciudad del Carmen, afirmó que la ola de contagios por Ómicron ya rebasó la capacidad de atención médica y administrativa.

De acuerdo al representante de la agrupación, Rafael Javier Fonoy Jiménez, los responsables del Seguro Social deben evitar aglomeraciones en las afueras de las unidades de Atención Respiratoria, pues generan focos de infección entre los derechohabientes.

“Desafortunadamente, los lineamientos de las instituciones de salud limitan la posibilidad de que a las personas enfermas les realicen pruebas para confirmar o descartar contagios de Covid-19, por lo cual los médicos deben trabajar en la clínica epidemiológica para cortar la cadena de contagios”.

Ante la falta de credibilidad de las cifras oficiales de enfermos y muertos en la entidad a causa de la pandemia, Fonoy Jiménez explicó que las estadísticas indican que en la tercera ola por Delta el cálculo fue uno por cada 30 casos, y como Ómicron se transmite fácilmente, los casos se multiplican.

“El que no todos los enfermos están identificados puede ocasionar mayor transmisión comunitaria, como vemos en esta cuarta ola. Los especialistas calculan que sólo diagnostican uno de cada 50 casos a nivel institucional, sin contabilizar lo que se hace de manera privada”.

De la poca accesibilidad de derechohabientes de instituciones como IMSS, Issste y Pemex a las pruebas, comentó que desafortunadamente todos deben apegarse a los lineamientos oficiales, que son claros principalmente para dicho procedimiento.

Por ejemplo —prosiguió—, dependiendo del tipo de unidades, hay algunas que no pueden muestrear a todos sus pacientes, es decir, sólo pueden proceder con uno de cada 10.

No hay negativa, sino apego a los lineamientos. Lo que nos queda es diagnosticar lo permitido mediante clínica, y tratar de cortar las cadenas de contagios. Es muy difícil en nuestra situación examinar a todos, expresó.

La saturación de las Unidades de Atención Respiratoria, donde las personas pasan hasta cuatro horas en esa condición en busca de una prueba, es parte de una carga de trabajo que no se había visto en meses pasados.

“Quienes tienen mayor carga son los médicos de primer contacto, los que atienden en los módulos, por eso se debe tratar de evitar que esos lugares se vuelvan focos de infección”.

IMSS CALLA

Aunque se buscó en reiteradas ocasiones al director del IMSS, Gerardo Gámez, para dar su versión, no recibió a la reportera en sus oficinas, ni atendió las llamadas a su celular.

Personal en los alrededores de su oficina comentó que desde que entra no sale de su despacho, para evitar reclamos u observaciones por deficiencias.

Noticia anterior

Abandonan sindicato y Pemex a petroleros

Siguiente noticia

A tierra firme 34