Inicio»App»Protestan en ‘Quiroga’; acusan mala atención

Protestan en ‘Quiroga’; acusan mala atención

0
Compartidos
Google+

Por malos tratos y diversas carencias en la atención a un motociclista al borde de la muerte, un grupo de los denominados “mandaditos” protestó contra el Hospital General “María del Socorro Quiroga Aguilar”, encabezado por Fernando Maliachi Sansores, a quien acusaron de indiferente y  distraído.

A nombre de los manifestantes, José Ángel Uscanga Maldonado denunció que en el nosocomio no hay gasas, ni algodón, ni alcohol, entre otros insumos médicos, ante lo cual todo lo deben comprar los familiares del paciente, además de que se carece de transfusión de sangre, lo que requiere con urgencia el accidentado, que es su pariente.

De entrada, mencionaron que Emmanuel Uscanga está hospitalizado a causa de daños en el rostro y posible traumatismo craneal severo, sin embargo, a 72 horas de permanecer en cama, sólo le han puesto suero.

Requiere tomografía, pero el equipo no sirve, y no lo trasladan a una clínica particular porque, argumenta el personal, por su sobrepeso se niegan a recibirlo.

La atención es pésima y no hay calidad humana, pues prácticamente desahucian al enfermo. Incluso un médico advirtió que a Emmanuel Uscanga le puede dar un infarto, “y no hay nada más que hacer”, recriminó José Ángel, y lamentó el trato que recibió del director Maliachi Sansores.

Como empezamos a protestar —revelaron—, en represalia tanto médicos como enfermeras corrieron a la esposa del enfermo, para que no vea que lo dejan morir, recriminaron, “por eso nos apostamos en las escalinatas del conocido Hospital de la muerte”.

Relataron que el ingreso del paciente se derivó de un fuerte accidente de tránsito, pero sólo lo vendaron del cuerpo y le inyectan suero. Presenta golpes en el rostro.

En lugar de hacerle los estudios médicos pertinentes, los doctores de turno se la pasan “echándose la bolita”, con lo cual solamente alargan la atención en espera de un trágico desenlace, porque es lo que vienen argumentando desde que fue hospitalizado, externaron a modo de queja.

Todo indica que Emmanuel Uscanga tiene posible traumatismo craneal severo, pero los médicos y el director del Hospital están cruzados de brazos. Al parecer sólo quieren intubarlo hasta que muera, reprocharon.

Aunque el lesionado perdió mucha sangre —expusieron—, personal médico no le aplica transfusión, porque al parecer se carece del material en el banco que tienen.

“Resulta penoso y crítico, pues dejan morir a mi familiar. Levantamos la voz porque es la única forma de ventilar lo que sucede en este lugar, que tiene infinidad de carencias a pesar de lo que aseguran las autoridades de la Secretaría de Salud”.

“En redes sociales presumen fotos de mejoras, pero todo es superficial, porque en la realidad el hospital se cae a pedazos, dan pena ajena las condiciones en que está”.

El director y la secretaria estatal de Salud, Liliana Montejo, son los responsables de que los médicos cumplan con sus obligaciones, pero como olvidan supervisar y visitar a los enfermos, todos hacen lo que les venga en gana, recalcaron.

Noticia anterior

Venta de agua, negocio de Pablo

Siguiente noticia

Preferencia para votar a los discapacitados