Tribuna Campeche

Diario Independiente

Denuncian a Mexmar por desaparición de pescador

Da click para más información

HIJA ACUDIÓ A LA VICEFISCALÍA

Mientras el pescador Celedonio Martínez, de Isla Aguada, sigue en calidad de desaparecido tras el accidente registrado en las inmediaciones de la plataforma Kuil Alfa, cuando el barco Caspian embistió la lancha en que viajaba, sus familiares acudieron a la Vicefiscalía General Regional de Justicia a interponer denuncia por homicidio contra la empresa Mexmar.

Nayeli Abreu, hija del ribereño, aprovechó para señalar que la autoridad marítima —Capitanía de Puerto— se ha negado a tomar cartas en el asunto, bajo el argumento de que no hay querella legal.

Información recabada indica que personal del barco abastecedor rescató con vida al patrón de la embarcación, Anemias Hernández Cruz, sin embargo, Celedonio Martínez, de 61 años de edad, permanece en calidad de desaparecido.

La embarcación ribereña es propiedad de José Sáenz Trujillo, quien dio a conocer que se trata de una lancha tipo Imemsa con motor fuera borda, la cual partió de Isla Aguada el pasado lunes como a las 15:00 horas, con los dos tripulantes.

Alrededor de las 18:00 horas, los tripulantes tiraban los paños de pesca cuando vieron que se acercaba el barco Caspian, el cual zigzagueaba como si no estuviera tripulado, y los embistió sin darles tiempo de recoger sus artes de pesca.

El patrón de la embarcación, Hernández Cruz, encontraba al frente de la lancha tirando las redes, por lo que al momento de choque quedó en la proa, donde hay un flotador a manera de tanque, pero Celedonio fue arrastrado por el barco.

Por los golpes que sufrió, el sobreviviente fue internado en Hospital General “María del Socorro Quiroga Aguilar”, de donde fue dado de alta el miércoles.

Recordó que el día del percance, Caspian, propiedad de Mantenimiento Express Marítimo (Mexmar), embistió y hundió la embarcación ribereña a unas cinco millas náuticas del Faro de Xicalango, en los límites con Tabasco y Campeche, cerca de la plataforma Kuil.

Sáenz Trujillo expuso además de la vida, la pérdida en recursos materiales supera los 500 mil pesos, por lo que el responsable de este acto criminal debe pagar las afectaciones.

No nos quedaremos de brazos cruzados, y si la empresa sigue negándose a responder, haremos valer nuestro derecho a inconformarnos, advirtió.

Capitanía puede indagar y tener un informe de lo sucedido, porque la empresa dueña del barco no asumirá su responsabilidad, debido a que no reconocerá lo que ya causó, expresó.