Tribuna Campeche

Diario Independiente

Impone Ayuntamiento el techo financiero del 2023: Hernández

Da click para más información

NO SE SABE EN QUÉ LO QUIERE GASTAR, MANIFIESTA 

Al asegurar que los 225 millones de pesos extras que pretende ingresar en 2023 el Ayuntamiento es por Predial rezagado, el síndico administrativo, Leopoldo Andrés Hernández Lezama, advirtió que no quitarán el dedo del renglón en el tema, pues ya se sabe la cifra, pero no en qué lo quieren gastar.

Luego de la inasistencia del alcalde Pablo Gutiérrez Lazarus a la comparecencia en el Congreso del Estado, dijo que para evitar cuestionamientos o rechazo al proyecto, ofrecieron algunos descuentos en trámites, sin embargo, los diputados deberán avalar para qué pretenden usar esos recursos, pues se dice que será a servicios públicos.

Según el cabildante, en la sesión extraordinaria donde él se abstuvo en ese punto, aunque al final fue aprobado por mayoría la Ley de Ingresos, la premura con que entregaron el proyecto impidió análisis profundo, y aun así pudo entender que el mayor rubro de ingresos será por Predial, pero no para los que están al día.

“Es un esquema que podría ser importante, pues ese recurso se traduciría en obras, por lo que independientemente de lo que haya sucedido en la Ley de Ingresos, lo más interesante es conocer en qué lo van a querer gastar. El detalle es que no les vayan a salir con que de un día para otro den a conocer la propuesta”.

“Lo que será analizado en el Presupuesto de Egresos es lo que se va a gastar y en qué, y esperemos no lo pasen de último momento. La próxima semana el Congreso del Estado debe tenerlo listo, y solicitaremos por medio de un escrito analizarlo para dar a conocer los trabajos que se pretenden ejecutar, y qué es lo que se va a gastar”, explicó.

Pese a lo anterior —lamentó—, este Ayuntamiento no incluye a los regidores de oposición, quienes siempre se han quejado de que no se hace equipo pese a ser un tema que debería ser analizado en conjunto, pues todos gobiernan para el mismo Municipio, pero desafortunadamente así se han comportado desde hace un año.

“El problema es que no se integra el Cabildo completo para analizar, discutir y dialogar el presupuesto anual a ejercer, así sucedió el año pasado y en la primera parte para 2023”, lamentó.

Ya sucedió en el pasado, pues nos pasan la información de un día para otro y no podemos analizar el presupuesto de un año en menos de 24 horas. Tampoco se trata de levantar la mano de botepronto, expuso.

“Los cabildantes representan a la población y son la parte fundamental de un Gobierno, pero en este caso la mayoría que gobierna este Municipio decide de manera unilateral cómo será gastado el dinero de los carmelitas”.

Lo que reciba y egrese del Ayuntamiento no se podrá cambiar durante el 2023, por eso se requiere un análisis serio, pero aquí se impone la voluntad de unos cuantos, criticó Hernández Lezama.